inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 23 de octubre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
29/04/2013 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Jaime Lissavetzky durante su visita a Carabanchel.
Ver además...
El paro desciende en Madrid en el segundo mejor mes de abril desde 2006
Lissavetzky presenta un 'Plan de choque' contra el desempleo en el sureste de Madrid
Siete distritos, que suman el 40% de la población, alcanzan el 60% de paro.

El portavoz municipal socialista, Jaime Lissavetzky, ha vuelto a lanzar a la alcaldesa una oferta de colaboración para crear un plan de choque contra el desempleo. Especialmente para los siete distritos del sudeste de la capital que representan el 40 por ciento de la población madrileña y que sufren niveles explosivos de paro de hasta el 60%. Esta mañana el portavoz municipal ha recorrido algunos de los puntos del distrito de Carabanchel donde los recortes municipales ahondan en el deterioro y hacen especialmente penosa la situación de este distrito, que se encuentra “paralizado”. El PSOE ha expresado su apoyo a las reivindicaciones vecinales para poner en marcha medidas que dinamizarían la vida en el distrito.

Acompañado por los concejales Gabriel Calles, representante socialista en Carabanchel, Alberto Mateo, responsable de Deportes; la diputada autonómica, Amparo Valcarce, y miembros de CCOO y UGT, Lissavetzky lamentó que Ana Botella haya sido escrupulosa con los bancos, devolviendo más de mil millones de deuda “generada por el despilfarro del gobierno local” y sin embargo, haya dejado sin ejecutar 500 millones de euros del presupuesto, que podía haber contribuido a paliar la precariedad del distrito. En inversión social, según explicó, el gobierno municipal ha dejado sin gasta 1 de cada 4 euros presupuestados.

Los recortes municipales, que se están convirtiendo en un “austericidio” por el empobrecimiento de los barrios, han supuesto un golpe mortal para la piscina cubierta del polideportivo de La Mina. Esta instalación apenas funcionó un mes y medio, y se cerró en 2010. “En febrero se paralizaron las obras de reforma que se estaban llevando a cabo por impago a la empresa”, explicó el portavoz.

Fuera de la piscina el panorama también es desolador. Las canchas de juego están cuarteadas y la maleza crece alrededor. “Nosotros estamos a favor de la celebración de los Juegos Olímpicos para 2020, pero para acudir a ellos hay que tener cierta estatura moral que solo se consigue atendiendo a las necesidades de los ciudadanos”, aseguró Lissavetzky.

El panorama no mejora en otros puntos del distrito. El Mercado de Puerta Bonita, cerrado desde 2008 y abandonado a su suerte, pese a la propuesta socialista de convertirlo en un centro cívico y cultural. El deterioro se hace patente y ha habido episodios de ocupación. “Estamos perdiendo patrimonio municipal por la dejadez de Ana Botella”, sentenció.

Otro tanto podía aplicarse a la finca de Vista Alegre, la cuarta superficie verde de Madrid, reclamada por el PSOE para declararla Bien de Interés Cultural con el fin de “salvarla de la especulación”. Lissavetzky reclamó incorporarla a un paquete de edificios y proyectos que podrían estimular la economía del distrito. “Necesitamos sumar las fortalezas y sacarles partido”, señaló.

Después de La Mina, Puerta Bonita y Vista Alegre, la visita de Lissavetzky al distrito se completó con una reunión con la asociación de vecinos Parque de Comillas, para abordar los problemas del barrio, y la galería comercial de la calle de Antonio López.

Carabanchel, aseguró, podría ocupar el puesto 14 en el ranking de ciudades españolas más pobladas. Y sería la séptima, después de Málaga, si se suman las poblaciones de Carabanchel y el cercano distrito de Latina. “Nadie podría concebir que una ciudad de estas características presente semejantes deficiencias y desequilibrios”, señaló. Sin embargo, es lo que ocurre en Carabanchel, que está “completamente paralizado”. Las “políticas del PP” han hecho que el paro alcance cuotas superiores a la media nacional en los siete barrios y el Ayuntamiento ha abandonado a su suerte algunos de los equipamientos que podrían suponer una esperanza para empezar a dinamizar la economía. El portavoz municipal ha propuesto un plan que utilice los recursos naturales del distrito para acometer un cambio de tendencia. “Pero Ana Botella parece más preocupada por atender a los bancos que a los ciudadanos”, concluyó.

Tristeza

“Los carabancheleros estamos hartos y queremos que el PP deje de tomarnos el pelo”. Con estas palabras resumió Gabriel Calles, el sentimiento que se vive en el distrito. “Preguntad a la gente lo que piensa”, pidió a los medios de comunicación que seguían la visita de la delegación socialista. Calles ilustró con algunos ejemplos la “tristeza” que sienten los vecinos ante el abandono del gobierno local. Un Centro de Salud, inaugurado con tres años de retraso, carece de aparcamiento para personas con minusvalías porque el Gobierno municipal se niega a esta petición; el Colegio Antonio Machado no puede asegurar que el próximo curso pueda acoger alumnos y ya van varias temporadas; las instalaciones deportivas de La Mina languidecen, y así todo.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic