inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Domingo, 22 de abril de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
06/03/2007 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
La Comunidad califica de “hecho aislado” un supuesto caso de acoso escolar en el distrito
Los hechos ocurrieron en el colegio concertado La Inmaculada-Marillac, ubicado en el número 37 de la calle García de Paredes.

El presunto caso de acoso escolar sucedido en el Colegio La Inmaculada-Marillac responde a un hecho aislado y la actitud del centro fue en todo momento procedente. Esa es la conclusión a la que ha llegado la Consejería de Educación tras estudiar el caso que fue denunciado en la Comisaría de Chamberí hace tan solo unas semanas.

Según una información publicada en elmundo.es, los hechos ocurrieron el pasado 21 de diciembre cuando un total de cinco chicos, de entre 14 y 15 años y origen latinoamericano, asaltaron a un pequeño de 12 en el patio del colegio de este centro concertado dependiente de las Hijas de la Caridad. Al parecer, allí, un alumno de 4º de la ESO se acercó hasta el pequeño para conducirlo hasta el otro lado del patio, donde cuatro chicos más los estaban esperando. Según consta en la denuncia, una vez allí y mientras que uno de ellos le sujetaba, otro le golpeaba y el resto le escupía. Además, y como “colofón” otro de los chavales le chamuscó parte del pelo con un mechero.

Cuando los agresores le soltaron, el pequeño buscó ayuda entre el personal del centro y fue su directora, Sor Asunción la que le ayudó a identificar a sus asaltantes.

A la salida del colegio, la madre del niño -que hasta ese momento desconocía la agresión-, se dirigió con el pequeño al Servicio de Urgencias del Hospital Clínico San Carlos, donde le diagnosticaron una contusión abdominal.

Un día después de los hechos, la mujer se personó además en el centro con el objetivo de pedir explicaciones acerca de lo ocurrido. Reunida con la directora, y uno de los agresores, ésta le aseguró que los autores de la paliza ya habían sido castigados por los hechos. Además, el presunto agresor argumentó haber pegado a su compañero porque éste le insultó gritándole “sudaca de mierda”. Un planteamiento que fue desmentido por la madre del agredido. Tras la reunión, la directora garantizó a la madre del niño que los hechos no volverían a repetirse, pero la mujer asegura que su hijo ha recibido un par de amenazas posteriores.

El consejero de Educación Luis Peral manifestó que tras conocer la noticia se puso en contacto con el director del Área Territorial Bonifacio Alcañiz, instándole a la aclaración de los hechos. Tras la investigación, el informe elaborado apunta que la agresión responde a un “hecho aislado y puntual”. Asimismo, considera que la manera de actuar del centro fue en todo momento “procedente” y que el castigo propinado fue “correcto”. Además, pese al testimonio de la madre el informe establece que el pequeño agredido “acude al colegio con completa normalidad sin observarse en él signo alguno de tristeza o retraimiento”.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic