inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Viernes, 23 de febrero de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
02/07/2008 - Elisabet Martínez Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Coco Mat, pequeño comercio de muebles, en la calle San Bernardo.
Temor, descontento y desamparo ante la Ley de Modernización del Comercio
La Ley permitirá a los comercios abrir las 24 horas del día ininterrumpidamente. Esta medida supone un motivo de preocupación para los comerciantes.

En la calle Joaquín María López está ubicada la tienda que más barcos de madera vende, en la Plaza de Olavide aún se puede encontrar una castiza alpargatería, o qué decir de ese pequeño establecimiento en el que todavía te pueden coser un botón o arreglar un dobladillo del pantalón. Este es el comercio tradicional, el que viene desde lejos, el que recuerdan nuestros padres  y el que nosotros aún contemplamos. “Posiblemente, las cosas cambien por culpa de una ley que sólo beneficia a los fuertes”, explica Eduardo Molet, presidente de la Asociación de Comerciantes, Pequeñas y Medianas Empresas Chamberí Excelente -aCHe-. El motivo de la discordia es la Ley de Modernización del Comercio, que permitirá a los comercios abrir las 24horas del día.  La aCHe ha tomado cartas en el asunto recopilando más de 350 firmas -establecimientos que se suman a las quejas de este “despropósito”- que presentaron hace unos días sobre la mesa de la Consejería de Economía, en señal de descontento. 
No es oro todo lo que reluce

Las grandes superficies “se relamen” ante el nuevo panorama. Sin ir más lejos, Carrefour se planteó abrir las 24 horas ininterrumpidas. Hoy y tras el levantamiento de los pequeños comercios, los grandes se muestran cautos. 

En palabras de Eduardo Molet, “esta normativa hará que en el periodo de 3 a 4 años las pequeñas tiendas desaparezcan y con ellas cientos de puestos de trabajo”. Molet añadió también que medidas de este tipo llevan a la desprofesionalización del sector, ya que muchos de los empleados no estarán dispuestos a aceptar horarios que dificulten la conciliación de la vida laboral con la familiar. “Ellos deberían dar ejemplo primero y ampliar los horarios de las administraciones, ya que la mayoría de las  veces los usuarios tienen que hacer malabares para solucionar sus asuntos con la Administración o bien elaborar una normativa para que los bancos amplíen sus horarios”, añade Molet.
Desde la consejería alegan que la Ley responde a las necesidades de los ciudadanos y que lo único que se pretende es satisfacerlas en la medida de lo posible.

Más sobre aCHe
La asociación nació en el año 2004 con una vocación gremial. Tiene como finalidad dar a conocer e impulsar el pequeño comercio a los vecinos del distrito. Otro de sus objetivos es defender los intereses de sus asociados frente a las tendencias del mercado de concentración en grandes superficies, que tanto han amenazado la existencia de este tipo de comercios, que se caracterizan por la cercanía que tienen con sus clientes. Actualmente aCHe cuenta con más de 500 miembros asociados.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic