inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Jueves, 14 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
30/05/2008 - Sara Morales Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Varios carteles colgados en la puerta de la academia manifiestan el enfado de los alumnos.
La academia Órbita Profesional cierra sin avisar dejando en la calle a sus alumnos
Esta escuela, ubicada en la calle Luis Ruiz, ha dejado de prestar sus servicios sin ninguna explicación y sin devolver el dinero a los alumnos inscritos.


A pesar de que abría sus puertas  al público hace escasamente 3 meses, la academia Órbita Profesional ya ha cerrado, y además de muy malas formas. 

El pasado 10 de mayo esta escuela, especializada en la preparación de oposiciones, echaba el cierre ante la mirada atónita de sus alumnos que a partir de ese momento se quedaban en la calle sin ninguna explicación.  Al parecer, unas 200 personas se han quedado compuestas y sin un curso, por el que han pagado una media de 2.000 euros cada uno. La academia, ubicada en el número 6 de la calle Luis Ruiz, impartía cursos especializados en la formación de opositores, como policía local, auxiliar administrativo, celador o profesor de autoescuela. 

Según cuentan algunos afectados, una mañana llegaron a la academia para recibir sus clases y se encontraron las puertas cerradas. Algunos de ellos llamaron a la sede de Barcelona en busca de una explicación, pero nadie les dice nada. Ahora reclaman su dinero; y es que, en la mayoría de los casos los alumnos pagaron el importe íntegro del curso cuando se matricularon, por lo que las pérdidas son cuantiosas. 

Una vieja estafa
Lo que les está ocurriendo a los alumnos matriculados en Órbita Profesional recuerda a lo que, en el año 2002, ocurrió con la cadena de academias Opening English School. Hace ya seis años de aquello, pero ahora vuelve a revivirse la indignación de unos alumnos que se sienten estafados porque su centro de estudios decide cerrar sin previo aviso.  En su momento, una sentencia judicial obligó a Opening a devolver las cantidades abonadas por sus clientes, y a borrar a estos de las listas de morosos de los bancos. En el caso de Órbita Profesional, todavía no se sabe lo que ocurrirá, pero de momento, desde las asociaciones de consumidores y usuarios, se recomienda a los afectados que se agrupen para interponer una denuncia conjunta. Deberán reunir toda la información posible que demuestre su vinculación con la academia, y así demostrar el delito de estafa. Una vez más vuelve a ponerse de manifiesto este tipo de engaños por parte de escuelas de formación que, de un día para otro, cierran sus puertas y dejan a sus alumnos en la calle.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic