inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Domingo, 27 de mayo de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
11/07/2014 - Julio de la Fuente / @juliodirecto Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,1 puntos0,1 puntos0,1 puntos0,1 puntos0,1 puntos   11 votos
Anne Strande.
Ver además...
Fallece una joven de 27 años en el incendio de su vivienda del centro de Madrid
La mujer calcinada cerca de Sol falleció estrangulada
Atrapan al presunto asesino de una mujer danesa cerca de la Plaza de Sol
Las otras llaves de Anne
El encargado de un apartamento turístico mató a la huésped tras intentar violarla y luego la quemó

Muchas veces una investigación como la del secuestrador de niñas en Ciudad Lineal, que ha llenado páginas de periódico y programas de televisión sin que a día tengamos claro ni el perfil ni el retrato robot de ese pederasta, tapa otros sucesos importantes. Casos que a priori parecen del montón que después se convierten en criminológicamente fascinantes.

Así ha ocurrido con el crimen de la calle Barcelona, más seguido en Dinamarca que en España, que ha pasado de ser catalogado como un incendio a dejar tras de sí el descubrimiento de un potencial asesino en serie pululando por las calles de Madrid. Los padres de la víctima, Anne Strande, una guapa danesa de 27 años, siguen lamentando el infortunio de su hija. Había llegado desde Copenhague a Madrid el 1 de junio para trabajar en el departamento del márketing de una empresa internacional. Pero tuvo la mala suerte de alquilar un apartamento turístico para pasar los primeros días a una persona que finalmente se revelaría como su asesino. Se trata de Dave Verbist, un ciudadano belga de 33 años que llevaba unos meses trabajando en la empresa de alojamientos.

El pasado 12 de junio Anne llegó al apartamento a medianoche, después de tomar unas cañas con unos amigos. Incluso habló con su novio por Internet antes de acostarse. Dave, que conocía sus movimientos, entró de madrugada en su habitación e intentó violarla. La joven se defendió ferozmente pero el oscuro atacante utilizó el cable del teléfono para ahogar su voz y asfixiarla. Luego, para borrar huellas, incendió la habitación y se marchó.
 
El muchacho atento que había conseguido en tiempo récord a Anne una estancia en pleno centro de la capital y que le había dado su teléfono para cualquier problema, era en realidad un depredador sexual que ya había fichado a su próxima víctima. Y, de noche, como hizo Norman Bates en su hotel de 'Psicosis', utilizó la copia de las llaves para entrar a la habitación y asesinar a su huésped.
 
De hecho, fue la tenencia de las otras llaves y ese desaforado instinto sexual el que ha llevado a la Policía a dar con el belga. Un mes antes ya había sido detenido por amenazar a una mujer con violarla. La sorpresa fue mayúscula cuando en comisaría no sólo reconoció el asesinato de Anne, sino también el de Montserrat Méndez, una mujer gerundense que se hallaba desaparecida desde octubre. Al parecer, aprovechó su trabajo de camarero para conocerla y luego matarla, descuartizando supuestamente el cadáver en varios trozos, que tiró a la basura.
 
Ahora son los Mossos d'Esquadra los que, con ayuda de la Policía Nacional, investigan el caso. No descartan que pueda ser el responsable de otros abusos y agresiones sexuales en Madrid, Cataluña o Canarias, lugares por donde pasó antes de huir de Bélgica, donde estaba siendo investigado por sus antecedentes de abusos sexuales. Y es que, como aprendimos en el Motel Bates, un asesino de estas características no comete su primer crimen matando.
Comentarios: 2
Sonia dijo el 15/07/2014 a las 14:57h.
Es increíble que haya personas tan crueles y salvajes. Este tipo de personas no tienen reserción alguna en la sociedad, debería de haber una pena que no le volviera a dejar salir a la calle porque son reincidentes. Siento lo de tu hija Aurelia, muy mal por parte de la justicia, es indignante. Espero que tu hija esté bien. Un beso   Avisar al moderador
Aurelia Trabiesa dijo el 12/07/2014 a las 22:25h.
Un mes antes, la detención que tuvo este psicópata, es una calumnia decir que fue solo una amenaza lo que le hizo a esta chica, que es mi hija, no tuvo nombre a las 9.00am frente a su puerta la intento adentrar y al ella resistirse, gritar y poder agarrarse ya en el suelo de la regilla del ascensor, este hombre le dio tantos golpes como pudo contra un escalon en la frente que mi hija ya estaba perdiendo el conocimiento cuando a los gritos salimos el padre y yo. En ese momento cuando hicimos la denuncia la policía hizo muy buen trabajo pero el juez, a pesar de mi hija estar llena de golpes y tener suficientes pruebas de lo que se trataba porque no fuimos los únicos testigos de los hechos, decreto que no eran suficientes pruebas y a los dos días estaba nuevamente cerca de nuestra casa. Parece que para que este juez actuara necesitaba que mi hija corriera la misma suerte de esta pobre chica porque todo lo ocurrido con una chica de la misma edad de mi hija 37 días después se debió a una mala determinación judicial.    Avisar al moderador








Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic