inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Sábado, 23 de septiembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
05/01/2007 - Marta González Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
La última edición de la San Silvestre se convierte en la más rápida de la historia

Un gran ritmo, velocidad y  rapidez. Esas han sido las tres características de la San Silvestre Vallecana de 2006. Así, el keniata Kipchoge, ganador de la carrera Internacional, llegó a meta en 26 minutos y 52 segundos, el mejor tiempo jamás registrado en una prueba de 10 kilómetros. El primer español fue Jesús España, que entró de la mano con Chema Martínez en cuarto lugar. Mientras, la letona Jelena Prokopcuka no tuvo rival en la prueba femenina quedando primera, seguida por Benita Willis-Jonhson y Marta Domín-guez.

Desde el principio, los favoritos consiguieron destacarse del resto de los competidores sin problemas. Kipchoge, Tadesse y Mottram se colocaron en cabeza acompañados de los españoles Chema Martínez y Jesús España. Por desgracia ninguno de los atletas nacionales pudo mantener el ritmo y en el tercer kilómetro ya se comenzó a abrir un hueco entre los tres de cabeza y sus inmediatos seguidores. Al llegar al Paseo del Prado parecía que Kipchoge se había hecho con el control de la carrera, Tadesse se alejaba ligeramente, y Mottram parecía que era el único capaz de aguantar el ritmo del keniata. Llegados al Teresa Rivero, la recta final, Kipchoge hizo valer la pequeña distancia que había conseguido y cruzó la linea de meta en primera posición. En segundo lugar quedaría  Tadesse y en tercero  Mottram.

Algunas anécdotas
A pesar de que el atleta keniata Eliud Kipchoge lograse su mejor marca, ésta no se podrá considerar como un récord mundial. La causa, el desnivel entre la salida y la llegada que supera los límites permitidos por el reglamento. Kipchoge se impuso con un tiempo que batió por cuarenta segundos su propio récord de la prueba y por ocho el récord mundial de la distancia en ruta (27:02), establecido por el etíope Haile Gebreselassie en 2002. Marta Domínguez protagonizó otra de las anécdotas curiosas de este año. Cuando ya le quedaban poco kilómetros para llegar a meta dos jóvenes la animaron y acompañaron para que no decayera y consiguiera ese merecido tercer puesto femenino. Una vez conseguido el podio, los chicos fueron a saludar y a dar la enhorabuena a la atleta palentina que les ofreció como regalo su cinta del pelo.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic