inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Miércoles, 13 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
11/06/2016 - Jesús Ángel Rojo Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   6 votos
Carmena, siendo entrevistada por Jesús Ángel Rojo.
Manuela Carmena: "No participaré en la campaña del 26-J porque soy la alcaldesa de todos"
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, recibió a EL DISTRITO, e hizo balance de su primer año de legislatura en el Ayuntamiento de la capital

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, recibió a EL DISTRITO, e hizo balance de su primer año de legislatura en el Ayuntamiento de la capital.

En primer lugar, me gustaría darle las gracias porque siendo el periódico EL DISTRITO una publicación enteramente de Madrid, es la primera vez que un alcalde de la capital ha querido que le entrevistemos. Así que por lo tanto, gracias por ese talante diferente con respecto a otros compañeros.

Para mí es super importante porque si hay algo que me interesa muchísimo es Madrid y sus distritos.

Llevamos ya más de un año de su legislatura. ¿Qué balance puede hacer sobre qué es lo que ha mejorado y ha empeorado en Madrid?

Fíjate, es una pregunta que los periodistas hacéis con frecuencia y no es por estrategia política, es que la contesto siempre mal, no sé muy bien qué contestar. Me parece que el balance deben hacerlo fundamentalmente los demás, los madrileños que ven cómo todos nosotros nos comportamos. Yo personalmente, tenía claro cuando decidí presentarme como alcaldesa que si era elegida, yo quería ser una alcaldesa distinta. En primer lugar quería ser mucho más próxima, quería mantener una cercanía constante con la ciudad, no sólo una cercanía física, como a mí me gusta decir, compartiendo los espacios de todos, pero también una cercanía a través de ensayar otras formas de participación política como es la participación directa mediante la participación. Esas dos grandes líneas creo que las hemos hecho. Para mí es muy importante hacer esa vida sencilla, natural, de poder ir a los medios de comunicación, de poder estar en una tienda esperando una cola, tomándome un café o comprándome un vestido. La vida de una persona más. Es lo que he querido transmitir, no sé si lo he conseguido o no. Yo quiero transmitir la idea de que un alcalde es un vecino, que ha sido elegido por los demás para gestionar la ciudad. Luego yo creo que la democracia, a través de la participación, utilizando las técnicas digitales, es muy importante. Es algo que ya está calando. Ha habido muchísimas propuestas para los presupuestos participativos. Cuando  tú tienes la capacidad de decidir en tu distrito, si se debe hacer una plaza o se debe mejorar un colegio o se debe hacer una conmemoración siempre se quiere más porque todo lo que se hace y se participa, se hace con la intención de querer más.

¿Qué echa de menos de su vida anterior? Sobre todo teniendo en cuenta los problemas que acarrea ser alcaldesa de Madrid, problemas que antes no tenía...

Sí, es tan diferente que es como si fueran dos personas, es decir, yo antes era otra persona y ya está, ahora soy esta otra. Son como dos cosas que no son comparables, esto es, la persona de antes no es la persona de ahora.

Cambiando un poco de registro, durante este año de legislatura hubo polémicas como el asunto de la Ley de Memoria histórica, la condena de Rita Maestre, los famosos titiriteros...¿No cree que le afectado mucho más, los problemas que ha tenido con su equipo de Gobierno que su propia gestión como alcaldesa?

Bueno, los problemas de mi equipo de Gobierno también son míos, en la medida en la que yo formo parte de un colectivo y ese colectivo son mis concejales y éstos actúan por mi delegación, entonces no veo la manera de separar ellos y yo. Formamos parte de un equipo y como equipo que no cabe duda de que en algunos supuestos en los que tú haces referencia, como en el famoso tema de los titiriteros, tengo que decir que fue una equivocación por nuestra parte no darnos cuenta de que estábamos diseñando una obra de títeres que no eran absolutamente nada adecuadas para los niños. Yo creo que lo importante en un Gobierno cuando se desarrollan a lo largo de todo el año una gran cantidad de iniciativas, que haya algunas en las que te puedas equivocar. Lo suyo es lo que haríamos cada uno en casa, cuando te equivocas en algo: pedir disculpas, rectificar y que no vuelva a pasar.

Pero como alcaldesa, cuando por la mañana se levanta con un escándalo de estos, ¿cuál es la primera reacción que tiene?

Pues pienso "Hombre, caramba ¿Quién ha metido la pata?, ¿Qué hemos hecho mal...?". Como cuando se gestiona algo. Siempre que se gestiona algo y te sale mal, intentas buscar el por qué. Eso es lo más importante, ver el por qué para que no vuelva a ocurrir.

Ha dicho usted que no hará campaña en estas elecciones, como harán otros compañeros en Barcelona, en Cádiz o Zaragoza. ¿Por qué ha tomado esa decisión?

Yo asumí con mucha naturalidad presentarme como candidata para la Alcaldía de Madrid pero siempre, desde un primer momento dije, que era completamente independiente, que no estaba vinculada a ningún partido político. Ahora mismo, en las elecciones son determinadas personas de distintos partidos políticos las que optan a ser los nuevos representantes de nuestro Congreso, nuevos políticos y, por tanto, yo no tengo nada que ver ahí porque no soy de ningún partido político y además, cuando yo asumí esta tarea política, la hice exclusivamente como una política municipal. Yo no quiero hacer nada más que desarrollar el compromiso que yo contraje con los ciudadanos de Madrid, de gestionar bien, lo mejor que pueda y sepa, esta ciudad. No sé, no se me ha perdido nada en la política.

¿Qué Gobierno le gustaría que saliera tras el 26-J?

Eso no lo debo decir porque yo quiero ser una alcaldesa de todos, no quiero participar en la campaña porque si yo dijera "quiero esto o lo otro" de una manera directa ya estaría participando, así que no lo voy a hacer.

Vamos ahora con un tema muy polémico: la famosa Operación Chamartín donde al principio tenía previsto construirse 17.000 viviendas y una propuesta alternativa del Gobierno municipal, que pretende hacer 4.500 viviendas, no concuerda con lo que ya tenían previsto el Ministerio de Fomento, la Comunidad de Madrid así como los diferentes inversores. Recientemente incluso Fomento le ha mandado un escrito que dice que si no se lleva a cabo la Operación Chamartín, le pedirá 700 millones de euros por las obras realizadas. ¿No cree que la Operación Chamartín es muy importante para todas aquellas personas que necesitan un puesto de trabajo y para el desarrollo de Madrid como ciudad?

Bueno, nosotros no hemos actuado rechazando el Plan Chamartín por ningún motivo de postulado ideológico. ¿Cuál sería ese? No hay ninguno. Para nosotros es muy importante conseguir que la parte norte de Madrid se mejore y es tan importante como eso, conseguir que haya más trabajo. Lo que ocurre es que nosotros tenemos la responsabilidad de hacer un plan que sea el mejor para Madrid y desde un primer momento, en el Plan Chamartín había grandes sombras, una gran oscuridad. Creo que muchos madrileños no saben bien, pero el Plan Chamartín por ejemplo planteaba un desarrollo enormemente a largo plazo, había algunas obras que no se harían hasta el 2020, como por ejemplo el nudo norte. Había también obras, como las relativas a la estación, la reforma de la estación, que también estaban muy dilatadas en el tiempo. Y sobre todo, lo verdaderamente sorprendente de este Plan es que era un plan que estaba previsto que diera una edificabilidad a las propias vías del tren, que significaba una inversión enorme, que era completamente desproporcionada para lo que se pretendía lograr. Al dar una edificabilidad a las vías inexistentes e irreal obligaba a que hubiera un apelmazamiento de viviendas en donde realmente se pueden construir, porque lo que se puede construir encima de las vías es muy poco. Junto con esa enorme inversión que considerábamos que no era necesaria porque esa enorme inversión obligaba, a su vez. a hacer una urbanización completamente desproporcionada, abigarrada de viviendas por tomar esa decisión de cubrir las vías. Nos parece mucho más razonable que en lugar de hacer un proyecto con unas inversiones tan caras, (las hacían inversores privados pero ellos también tenían que obtener rentabilidad con esas inversiones y la manera de obtenerla es haciendo casas aunque no fueran necesarias) poner las cosas en su sitio. Nosotros le hemos propuesto a la ministra que comenzáramos a hacer la obra de la estación, que comenzáramos a hacer el Centro de Negocios. Nuestra propuesta es muy interesante porque une el Centro de Negocios que ya existe, que son las cuatro torres y ahora va a ser la quinta, esté relacionado con la estación. Porque lo que no queremos es crear un Centro de Negocios aislado del que ya hay. Juntémoslo. Nuestro planteamiento es que partiendo de muchos de los presupuestos de desarrollo que tiene el Plan Chamartín, hacerlos de un modo más razonable en un marco de aprovechar lo que tenemos, generando menos gasto y más expansión.

Siguiendo con el tema inmobiliario, a los madrileños les gustaría saber en qué ha quedado el proyecto del edificio de Plaza de España? Wanda ya dijo el otro día que quería vender. A día de hoy no se sabe muy bien qué ha pasado porque cada medio de comunicación publica una cosa distinta.

Yo creo que ante eso hay que ser muy leales. Hemos venido informando a los grupos de la oposición de todas las gestiones que hemos hecho con el Grupo Wanda. Las cosas iban muy avanzadas, hasta el punto de que ya se iba a tramitar el primer plan especial en la Junta de Gobierno y parece ser que el señor Wanda tuvo unas diferencias por sus arquitectos, se marchó de España, luego nos dijo que quería volver, volvió, tuvimos otra reunión, nos volvimos a reunir con los arquitectos y ahora de nuevo tenemos desavenencias con los propios arquitectos porque los propios arquitectos del señor Wanda tampoco coinciden mucho con lo que ellos quieren. Hubo una reunión la semana pasada, otra hemos tenido hoy (9 de junio) y habrá una nueva la semana próxima. Tenemos un poco la sensación, porque ya nos ha llegado por otros inversores, que es muy posible que el dueño de este edificio, esté jugando legítimamente con las dos alternativas viendo si lo que se le ofrece le interesa. Que nosotros sepamos hay cuatro nuevos inversores que están en contacto con el señor Wanda pero nosotros en eso queremos ser muy prudentes porque el señor Wanda, es el propietario y es que el tiene que decidir. Si decide venderlo habrá hecho sus cuentas. Es un tema económico. Probablemente hubo al principio unas pretensiones económicas iniciales que después se le han podido ir un poco...lo que sí nos consta es que hay cuatro nuevos grupos.

El PP ha estado gobernando el Ayuntamiento de Madrid desde 1991, con mayorías absolutas. Ahora está en la oposición. ¿Cree que la oposición que está haciendo el PP es leal con su persona y con el equipo que usted dirige?

Es muy difícil calificar a una oposición de leal porque primero habría que hacer una definición de lo que es ser una oposición leal. No sé, yo creo que el PP está aprendiendo a estar en la oposición, llevaba tanto tiempo sin estarlo que estoy segura de que está en un proceso de aprendizaje. A mí me gustaría que fuera capaz de construir una relación de oposición diferente a la que ha podido ser tradicional y en esa medida yo me encuentro bastante satisfecha de haber logrado muchos acuerdos con el PP, que la mayor parte de los temas que se han discutido en el Pleno, hayan sido consensuados. Creo que eso es un estilo nuevo y en esa medida, yo insisto muchísimo en reforzar todas las relaciones personales. Yo no creo que en la política haya una relación personal y luego una relación política que se escenifica en un teatro de distancias donde los enfrentamientos se crean como una especie de información que se da a los medios pero que no responden a la realidad. Yo pienso que la política es muy importante que tenga claro que el objetivo fundamental de un político es gestionar los servicios, las necesidades, los transportes, todo lo que hace referencia a una ciudad y hacerlo lo mejor posible. Y para gestionarlo bien hay que lograr que haya unas buenas relaciones de lealtad, de compañerismo, entre la Administración y el Gobierno, que por supuesto, eso no implica que haya una crítica, eso es algo que debe de haber, es como el alimento necesario para que estemos constantemente reflexionando para cómo hacerlo mejor. Ese es el diseño que a mí me gustaría que poco a poco fuéramos implantando.

Una de las preguntas obligadas, viendo el Palacio de Cibeles hay una gran pancarta dado la bienvenida a los refugiados. ¿Usted cree que la UE está haciendo una política adecuada de los refugiados sirios?

No, claro que no. No hay más que ver las penalidades que están llevando a cabo esos colectivos que huyen de un país en guerra, de un país en el que tienen la muerte día a día. Europa nos estamos portando extraordinariamente mal con ellos, no estamos sabiendo ayudarles y estamos prolongando su calvario de una manera irresponsable, que nos llena a todos, en cuanto a europeos, de vergüenza. Es terrible pensar la cantidad de personas que están muriendo en el mar que no están teniendo lo que necesitan cuando podría costar tan poco el conseguirlo. Europa es una sociedad rica, muy poblada y prácticamente podríamos atender a todos los refugiados si simplemente los tratáramos con humanidad.

¿Se van a hacer nuevas promociones por parte de la EMV para promover la vivienda social muchas veces tan necesitadas en nuestra ciudad?

Sí, se harán pero sobre todo estamos muy interesados en adquirir viviendas ya hechas. Nos parece que la necesidad de vivienda que tiene Madrid nos obliga a buscar viviendas de manera acuciante. Y aunque naturalmente, ya tenemos en marcha algunos proyectos de construcción, es verdad que esos proyectos precisarán el tiempo lógico que implica siempre una construcción. Nos parece que si en esta ciudad hay todavía viviendas vacías de constructoras que no han conseguido venderlas hasta ahora, quizás haya gente que pueda estar interesadas y convocaremos un concurso en breve para adquirir viviendas.

Y para terminar, ¿Cómo le gustaría que le recordaran los ciudadanos de Madrid como alcaldesa?

Pues es algo que ni he pensado todavía. Ni me preocupa.

 

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic