inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Sábado, 16 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
16/10/2015 - Alejandro Melgares de Aguilar Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,0 puntos0,0 puntos0,0 puntos0,0 puntos0,0 puntos   21 votos
Nacho Murgui.
Nacho Murgui.
Nacho Murgui.
Nacho Murgui.
Entrevista a Nacho Murgui.
Nacho Murgui: "No creo que desde un gobierno municipal se puedan hacer milagros"
EL DISTRITO habla con el concejal presidente de Retiro en la Junta Municipal

“Con la oposición pretendo llevarme muy bien y creo que es fundamental”. Este es el espíritu conciliador con el que se presenta a la entrevista Nacho Murgui Parra (Madrid, 1972), concejal presidente de Retiro y que también ostenta los cargos de delegado de Coordinación Territorial y Asociaciones y Segundo Teniente de Alcalde en el Ayuntamiento de Madrid. Abre las puertas de la Junta a EL DISTRITO para responder a todas las cuestiones que le planteamos.

¿Por qué concejal de Retiro?

Me hacía mucha ilusión y responde no solo a una cuestión personal sino de conocimiento del distrito. Soy vecino de Retiro y vinculado a los movimientos ciudadanos desde que tenía 13 años y ahora tengo 43. También con el conocimiento de la Junta y gente que aquí trabaja, a la que conozco desde hace mucho tiempo y hay un buen entendimiento. Era incorporarme a algo de lo que formaba parte, lo que facilitaba las cosas.

¿Qué aporta su experiencia en la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos (FRAVM)?

La Federación tiene una parte reivindicativa de movimientos y asociaciones vecinales para fiscalizar la acción de gobierno, pero también tiene otra de gestión y programas que te da cierta experiencia en temas municipales, salvando las distancias y desde otra perspectiva.

¿Cómo combina los cargos que tiene?

Con bastante esfuerzo, con una agenda apretada echándole horas, dedicación y con la ayuda de equipos, indispensables y ejes para desarrollar el trabajo con expectativas de éxito. Dada las condiciones políticas en las que ejercemos el gobierno nos ha tocado mucho trabajo a los concejales. Al igual que hay algunos que asumen dos distritos, me toca la coordinación territorial que guarda relación con la cuestión anterior. Ejemplo es la descentralización, una cuestión que va a llevar el área y siempre ha sido una cuestión muy presente en los movimientos de la ciudad.

Descentralización y volver a celebrarse los Plenos por la tarde, algo que modificó el PP.

Respondía a dificultades políticas internas más que otra cosa. Rs bonito hacerlo si hay consenso social, que lo que avancemos sea entre todos y que nadie se cuelgue la medalla.

En junio abría el despacho de la Junta a los vecinos, ¿por qué?

No se estaba haciendo un aprovechamiento óptimo de los recursos en la Junta de Retiro. Era un distrito poco dotado en lo que se refiere a equipamientos culturales, con la dificultad de que está urbanísticamente consolidado y es difícil construir nuevos. A eso añadimos las políticas presupuestarias de los distritos dramáticamente reducida. El despacho es de unas dimensiones exageradas, en tres plantas trabajábamos unas ocho personas en casi 600 metros cuadrados. El edificio estaba construido con ciertas deficiencias y había que hacer una obra importante de la cubierta y cuando vimos que el presupuesto era urgente, le dimos un uso optimizado para que respondiera a un colectivo mayor que el de ocho personas. Trasladamos a la planta baja todo lo que había, además trabajar en aquel despacho era muy incómodo y ahora lo hago en uno con unas condiciones más humanas. Cualquiera de los concejales que han pasado por ese despacho coinciden en el hecho de que era un despropósito. Para un equipamiento cultural sin ser excesivamente grande puede aportar un granito de arena.

Tras las elecciones de vocales vecinos de Ahora Madrid, ¿se ha podido reunir con ellos y cómo valora la participación en los comicios?

La valoración es muy positiva. Estoy sorprendido por la amplia participación de hasta 11.000 personas, no hay precedentes, aunque tampoco de que existieran primarias de esas características. Esperemos que sea un procedimiento que se vaya generalizando. Nos hemos reunido ya y entendemos que es el grupo municipal distinto a la función ejecutiva del presidente. Va a ser un canal importante de participación ciudadana.

Javier Bardem y Penélope Cruz se compraron un ático en Retiro, ¿los concejales se podrían permitir algo así en el distrito?

No le hemos rebajado el sueldo a nadie porque no lo hemos pasado por el Pleno, pero hemos firmado un compromiso ético y aún se está definiendo lo que llamamos como carta financiera, nos limita el sueldo hasta tres veces el salario mínimo interprofesional. Me parece algo razonable, un salario que desgraciadamente no tiene mucha gente y te sujeta al suelo. Si me dijeran que todo el mundo dispone de esa cantidad para vivir al mes firmaba ya.

¿Qué tal los vecinos ilustres?

Este distrito como todos los de Madrid tiene muchos, la mayoría lo son. Me acordaba de Francisco del barrio de Las Californias, que durante toda su vida ha formado parte de la vida del barrio. Celedonio de la asociación de vecinos, Luis López o el actor José Sazatornil… Hay mucha gente que se levanta todos los días para sacar adelante este país o buscar empleo y esos son los verdaderos vecinos ilustres.

¿Se os acusa de cerrar terrazas?

Lo que queremos no es cerrar las terrazas, sino que se cumplan las ordenanzas municipales que no hemos hecho.

¿Se pueden modificar esas ordenanzas?

Habrá que revisarlas de modo que las necesidades ciudadanas puedan ser compatibles. Cuando la haces para ser justos tienes que hacerla cumplir. En caso contrario se cumple una situación paradójica, sale beneficiado el que las incumple. La mayoría de hosteleros que las cumplen estarían en desventaja, cuando se hace una norma tienes que ser lo suficientemente ponderado para que no lesione derechos. Una vez aprobada, discutida y participada tienes que ser riguroso.

¿Se os ha criticado también de ceder espacios a okupas?

No hemos dicho en ningún momento que cedamos espacios a okupas, se trata de una interpretación que se ha hecho un tanto parcial. Hemos dicho que pondremos a disposición del tejido asociativo de los barrios recursos y edificios que no estén teniendo otro uso y que pudieran servir para que puedan desarrollar su actividad. Esto se ha interpretado así porque se ha querido, no es ninguna novedad. Tenemos el ejemplo del centro social Seco, la nave de karate en el edificio de Daoíz y Velarde o el espacio Montamarta, hay casos de cesión de partes de edificios municipales a asociaciones.

Los vecinos reivindican mayor aprovechamiento de la nave dentada del centro de Daoíz y Velarde.

Vamos a ponerla en funcionamiento de manera inmediata. Pertenece a Madrid Destino y durante años se ha estado haciendo la obra del Escorial. El edificio ha quedado perfecto y responde a una vieja reivindicación. De hecho recuerdo las primeras movilizaciones pidiendo un polideportivo o centro cultural en los cuarteles en el año 88. Las primeras recogidas de firmas se hicieron cuando habían aún soldados en el cuartel, quienes me firmaron personalmente pidiendo ese uso.
La obra concluyó aproximadamente hace dos años y se recepcionó sin equipar. El consistorio estuvo esperando a que una empresa privada se hiciera con la gestión, pero ninguna lo consideró atractivo y pasó a manos de Madrid Destino. Nos pareció un avance y en ese momento los vecinos pidieron que la Junta programara las actividades culturales de ese espacio, algo que se está haciendo ahora. Será un espacio cultural orientado al público infantil y juvenil, aunque no seremos inflexibles. Recientemente tuvimos una reunión con 20 entidades del distrito y vamos a empezar a funcionar con varias actividades, entre ellas un encuentro de coros.

En el barrio de Adelfas, conocido como Las Californias, el Ayuntamiento aprobó unas obras en las que se iban a invertir más de dos millones de euros. ¿En qué estado se encuentra?

Ha habido un cierto desajuste por el cambio de corporación y competencias. Empezamos las obras como tarde en diciembre, intentaremos que se inicien cuanto antes.

Ana Botella prometió un centro de mayores en el barrio de La Estrella, ¿se construirá?

Sigue adelante, ha habido que hacer algunos ajustes a como estaba diseñado y modificar cuestiones que han pedido los vecinos. Entendemos que es una necesidad del distrito. En noviembre podría empezar construirse.

¿Qué otras dotaciones echa en falta?

Se supone que un baremo ideal para las escuelas infantiles sería la de una por barrio y vamos a intentar a acercarnos. Hay  un suelo de equipamiento en el número 2 de la calle Téllez y los terrenos de Metro en de la calle Cavanilles. Tenemos deficiencias dotacionales de carácter sanitario como el centro de salud que está en un local alquilado de la Comunidad de Madrid, está gastando dinero todos los meses cuando no reúne las condiciones óptimas, habría que desarrollar el Plan Especial para construir un centro de salud en el distrito en una parcela definida, a continuación del centro de mayores Pérez Galdós. Además, no existe Centro de Especialidades, el más cercano es el de Hermanos Sangro en Vallecas, vamos a brindarle a la Comunidad de Madrid la oportunidad de resolver este problema histórico. Por otra parte, la Policía Municipal del distrito no tiene un edificio, están en barracones cercanos a la vía del tren y no es forma de tenerlos así, por tanto nos gustaría que se desarrollara un edificio para ellos.

Entrevistamos hace unos meses al comisario de la Policía Nacional de Retiro, Javier Cano. Me consta que ha hablado con él, ¿cómo valora la seguridad en Retiro?

Es un distrito bastante tranquilo, objetivamente los datos son bastante tranquilizadores, no es conflictivo. Hay buena coordinación entre los cuerpos de policía, no es uno de los problemas más graves.

En la escuela infantil Las Nubes del distrito abogaban porque su concesión no fuera al mejor postor, sino que primaran otros criterios, ¿opina lo mismo?

Se van a introducir nuevos criterios en las contrataciones que le den más importancia, que la parte objetiva no sea solo la monetaria y confundamos valor y precio.

¿Qué opina de la situación de los pequeños comerciantes de Retiro?

La situación es complicada para los pequeños comercios del distrito y más a lo largo de los últimos años por la dinámica que se ha seguido. Hay que cuidar el comercio de proximidad y poner en valor.

¿Podemos asegurar que no se va a caer ninguna rama en el parque de El Retiro?

No podemos asegurarlo. Se están maximizando las precauciones para evitarlo en la medida de lo posible. Es un tema muy complejo y en sus causas hay confluencia de muchos factores y está por ver cómo se resuelve.

Existen muchas carreras municipales en esa zona verde, ¿cómo se pueden conciliar con las visitas?

Además es un Bien de Interés Cultural (BIC) que hay que cuidar y conservar. Los usos deben ser compatibles con el ciudadano. Desde que estoy en la Junta Municipal hemos seguido una política bastante restrictiva al respecto. Hay una serie de dinámicas que están en marcha y no puedes entrar como un elefante en una cacharrería, los cambios hay que hacerlos con prudencia. Hay cuestiones que hay que cuidar y el parque de El Retiro es una joya. Lo que hemos hecho en algunos casos es proponer alternativas y los organizadores no ponen pegas. Es interesante ver como se conjugan las diversas actividades en el parque y estamos dándole una vuelta.

La pasarela que une Retiro con Moratalaz costó unos dos millones de euros cuando hay un puente a 300 metros, ¿cómo valora esta obra?

Todo lo que rodea la M-30 está a veces plagado de misterios y es difícil de dilucidar desde cierta óptica de la utilidad social. Cuando hablamos de los costes ya el misterio se hace insondable. Por otra parte, todo lo que sea vencer la herida urbanística de la M-30 y habilitar posibilidades de conexión peatonales me parece bien sin entrar en el detalle. Creo que hay un problema en las conexiones peatonales con Arganzuela que aspiramos a poner alguna solución. Grandes infraestructuras que hayan sido un lío en el distrito no tenemos afortunadamente.

¿Hubo descoordinación al principio del gobierno municipal?

En realidad no. Ha habido cuestiones lógicas cuando después de tantos años de gobierno de un mismo partido pasa a manos de otra fuerza política y ciudadana. Es lógico y la descoordinación es una imagen que se ha pretendido dar ante la falta de otros argumentos. Se ha ido con bastante prudencia y se verán los resultados en lo que importa, lo que tiene que ver con la vida cotidiana de la gente. No creo que desde un gobierno municipal se puedan hacer milagros, aunque se puedan cambiar cosas.

¿Y en cuanto al asunto de la limpieza?

Los contratos vigentes reducían en un 40% lo que había anteriormente. Una situación rígida en la que se ha demostrado que se pueden introducir mejoras. Con el tema de desahucios y participación ciudadana ha pasado lo mismo. La tarea de la oposición es señalar los fallos de una manera leal o a veces no tan leal buscando dificultades donde no las hay.

¿Manuela Carmena acabará la legislatura pese a las presiones?

Sí. El gobierno municipal sufre presiones, es parte de la política municipal. En la ciudad hay muchos grupos de interés y a veces son contradictorios. Poco a poco se encauzará la cosa, llevamos poco tiempo aunque tengamos la situación de llevar mucho. En el último Pleno Manuela no se levantó del sitio, tiene un resistencia física envidiable. La veo bien, en su sitio y que tiene una capacidad de liderazgo y mando necesaria. Con el estilo que le caracteriza que aporta mucho acostumbrados a la política de confrontación formal de cara a la galería que no tiene un relato real. Porque hay concejales que inventan datos y te lo dicen, no hace falta mantener el teatro del “y tú más”, podemos imprimir otro estilo de cara al público porque es nuestra responsabilidad. El estilo ‘manuelista’ puede funcionar frente al de la confrontación impostada. La veo con mucho que aportar con medidas concretas que tengan efecto en la vida y no grandes discursos.

El Ayuntamiento de Madrid se personó en la causa por la pérdida de un cuadro que se perdió en la Junta Municipal de Retiro. El cuadro se devolvió y nunca más se supo.

No tengo ni idea, hubo cierto escándalo y apareció. Tampoco me he preocupado de desvelar el misterio, me parece una curiosidad. Hay cosas más urgentes y quizá dentro de cinco años podríamos verlo. Los cuadros de la Junta están inventariados y por lo que me han dicho son de cierta calidad, no tengo criterio en pintura pero me gustan.  

¿Cómo se siente?

Cansado físicamente porque hay jornadas de trabajo largas y no lo digo como una heroicidad porque el que trabajes muchas horas puede ser que seas muy lento.

¿Se considera lento?

Me considero lento, prefiero ir despacio asegurando pasos que ir como en la 'Carrera del queso' sin control alguno y siguiendo una inercia que no controlo. La velocidad no me parece una virtud cuando hablamos de gestionar lo público. Prefiero ser prudente, se pueden hacer muchos cambios y que en ningún caso se trata de dañar a nadie, con tranquilidad sin que signifique que lo anterior estaba mal. Que lo que funciona no hay por qué cambiarlo por el simple hecho de tener notoriedad. Me siento ilusionado, van a ser cuatro años, Manuela mi apuesta es que aguantará y espero que también. Es apasionante y se hace duro con la responsabilidad, es un trabajo duro. El otro el conductor que me llevaba me decía “es qué lleváis una marcha”. Me hace ilusión, no de ilusionismo, sino que lo que hagamos mejore la vida de la gente.

ENTREVISTA DE NACHO MURGUI









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic