inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 11 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
27/08/2015 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   6 votos
El Ayuntamiento reduce en 22 altos cargos la Agencia Tributaria de Madrid
Además, nombra a José Antonio Díaz de Cerio como nuevo responsable del organismo

Para racionalizar la distribución y el número de jefaturas, así como conseguir un sistema fiscal “más justo”, según el delegado de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid ha aprobado hoy la reordenación de la Agencia Tributaria, que supondrá una reducción inicial de 22 puestos de alto nivel en su estructura. La Junta también ha dado luz verde al nombramiento de José Antonio Díaz de Cerio como director de la Agencia Tributaria. Licenciado en Derecho, el nuevo responsable es funcionario de carrera y técnico de Administración General del Ayuntamiento de Madrid, institución en la que ha desempeñado varios puestos de responsabilidad. Actualmente es inspector jefe del Servicio Jurídico y de Coordinación de la Subdirección General de Inspección Tributaria. También ha ejercido labores docentes y de coordinador en el Plan de Formación del Ayuntamiento.  

Hasta ahora, la Agencia Tributaria de Madrid estaba integrada por ocho subdirecciones generales (puestos de nivel 30); 29 jefaturas de servicio (nivel 29); 60 jefaturas de departamento (puestos de trabajo nivel 28). El número de empleados de este organismo asciende a 860. Esta reordenación inicial de la Agencia reduce de ocho a cinco las subdirecciones generales, eliminándose tres puestos de nivel 30; las jefaturas de servicio pasan de 29 a 22 (se suprimen siete de nivel 29); y de 60 a 48 los puestos de nivel 28, es decir, las jefaturas de departamento. Con la nueva distribución, los trabajadores de la Agencia Tributaria pasan de 860 a 838 y el reajuste sólo afecta a los niveles 28 a 30.

Nueva estructura

El responsable de las arcas municipales ha detallado cómo queda, desde el punto de vista estructural, la Agencia Tributaria, con cinco subdirecciones (Atención al Contribuyente, Gestión Tributaria, Inspección y Catastro, Recaudación y Secretaría Técnica): quedan eliminadas las actuales subdirecciones generales de Coordinación y de Informática Tributaria. El personal pasa a depender directamente de la  Secretaría General Técnica,  con la denominación de Servicios de Apoyo e Informática. Desaparecen la actual subdirección general de Servicios Jurídicos de Tributos, que se une a la Secretaría General Técnica, y la subdirección de Catastro, cuyas competencias pasan a la subdirección de Inspección.

Se crea la subdirección general de Atención al Contribuyente, con el personal integrado en el Servicio de la Oficina de Atención Integral al Contribuyente (que depende de Gestión Tributaria) y parte del personal que ahora presta servicios de atención en Recaudación. La Secretaría General Técnica mantendría su esquema actual pero con la incorporación del personal que hasta ahora estaba en Coordinación, Informática y Servicios Jurídicos.

Carlos Sánchez Mato ha insistido en que la reducción de puestos de trabajo de niveles 29 y 28 pretende “la adecuación a la nueva estructura de subdirecciones, así como racionalizar la distribución y el número de jefaturas de servicio y de departamento existentes hasta ahora”.

Fiscalidad y políticas públicas

Para el equipo de Gobierno de Ahora Madrid, la fiscalidad es clave. El delegado de Economía y Hacienda ha subrayado su defensa por “un sistema fiscal más justo, que avance en la consecución de los objetivos de equidad y eficiencia, permitiendo una mayor y mejor redistribución de las cargas y de los recursos fiscales entre los contribuyentes”. La apuesta pasa, además, “por afrontar las necesidades financieras a corto plazo derivadas de la emergencia social que la crisis ha puesto de manifiesto, así como los retos presupuestarios futuros”.

“Sin fiscalidad, no hay políticas públicas –remarcó Sánchez Mato– y sin fiscalidad no hay solidaridad ciudadana para compartir esfuerzos y estar al lado de los vecinos que están en peor situación. Sin embargo, no es sólo la atención a los empobrecidos. Todos sabemos que sería imposible tener una ciudad habitable sin el esfuerzo colectivo”.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic