inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Miércoles, 24 de enero de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
31/10/2010 - Sara Morales Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   5 votos
Cocaína.
Desmantelada una organización de traficantes de cocaína
En una investigación de más de un año en la que han sido detenidas 9 personas en Palma de Mallorca, Ibiza y Madrid

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado una organización de traficantes de cocaína que operaba en las Islas Baleares. Esta banda había reemplazado a otra red similar que fue también desarticulada en 2009 por la Policía Nacional. Gracias a una investigación de más de un año han sido detenidas 9 personas en Palma de Mallorca, Ibiza y Madrid.

Las investigaciones comenzaron a finales del verano de 2009 cuando los agentes detectaron que los ahora arrestados se habían hecho cargo del negocio de distribución de cocaína en la isla de Ibiza. Todo ello a raíz de la desarticulación de un grupo de 17 ciudadanos, de origen colombiano, que hasta ese verano lideraban la distribución de este tipo de estupefaciente en la isla.

La organización se regía por una fuerte jerarquía y las funciones estaban perfectamente definidas para cada miembro. El líder del grupo dirigía las actividades desde Madrid, desde donde se encargaba de la adquisición de la sustancia estupefaciente y de su adulteración. La posterior distribución en las islas de Mallorca e Ibiza era realizada por otro de los componentes de la banda, que efectuaba todos los pormenores relacionados con los envíos, desde la contratación de los correos para el transporte de la cocaína oculta, hasta la infraestructura necesaria para recibir los cobros por la droga suministrada.

Los viajes tanto a Ibiza como a Mallorca del cabecilla eran constantes para ampliar el mercado y captar a nuevos distribuidores de su producto, así como para supervisar a los miembros de la organización allí establecidos. Para financiarse la red contaba con numerosas cuentas bancarias a nombre de terceras personas, donde siempre se realizaban ingresos no superiores a 3.000 euros. 

Con las primeras pesquisas los agentes consiguieron detener en febrero de 2010 a un correo que fue interceptado a su llegada al puerto de Palma de Mallorca cuando transportaba dos kilogramos de cocaína ocultos en el aire acondicionado de su vehículo. Asimismo, en junio de 2010 se detuvo a otro componente de la banda que se había desplazado desde Madrid para supervisar en la isla el primer envío de la temporada y convencer a nuevos distribuidores sobre la calidad de la droga con el fin de aumentar los pedidos en las Islas Baleares.

Posteriormente se detuvo a otro componente que había embarcado en un ferry con destino Ibiza, cuando pretendía introducir en este archipiélago 2.400 gramos de cocaína. También se detuvo a dos de los distribuidores de droga en la isla.

Descanso forzado
A raíz de estas detenciones, los distribuidores del estupefaciente en Mallorca, así como el jefe de la organización en Madrid extremaron las medidas de seguridad y abandonaron sus domicilios, permaneciendo ocultos en otros inmuebles para de este modo evitar la actuación policial. A principios del mes de octubre los traficantes, creyendo que la investigación policial había cesado, volvieron de su “descanso forzado” y alquilaron un chalet en Madrid. Desde allí pretendían rehacer la organización, para lo que retomaron los contactos con los distribuidores en Mallorca con el fin de planificar futuros abastecimientos.

Los investigadores localizaron los nuevos inmuebles y procedieron a la detención en Madrid tanto del cabecilla como del encargado de distribuir la cocaína en las islas. En el momento del arresto los traficantes introducían en el domicilio diversos materiales necesarios para la adulteración de clorhidrato de cocaína y además se les incautó una prensa hidráulica, gatos, máquinas para contar billetes, decenas de libretas bancarias en las que venían reflejados ingresos de los arrestados y 1.000 euros en efectivo. También se intervino una pistola eléctrica de inmovilización.

Simultáneamente en Mallorca se detuvo a otros dos miembros de la red, de nacionalidad colombiana, cuando se encontraban adulterando 170 gramos de cocaína. A estos se les intervino casi 700 gramos de marihuana, balanzas de precisión, envasadoras al vacío, varios vehículos y 7.000 euros en efectivo. La operación ha sido desarrollada por agentes del GRECO Ibiza de la  UDYCO Central de la Comisaría General de Policía Judicial.

 









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic