inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Viernes, 22 de septiembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
22/09/2012 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Madrid, ciudad líder española en sostenibilidad
Ana Botella presenta el estudio, elaborado por SIEMENS, que evalúa a las 25 urbes del país más desarrolladas en este campo.

“Hablar de sostenibilidad es hablar de eficiencia. La ecuación es sencilla: a mayor eficiencia, menor gasto o mejor servicio. Y, a veces, menor gasto y mejor servicio”. Lo ha constatado recientemente Ana Botella, alcaldesa de Madrid, durante la presentación del estudio “Las 25 ciudades sostenibles de España” que ha realizado la empresa Siemens.

En esta publicación se han valorado las siguientes categorías: energía, CO2, utilización de suelo y edificación, transporte, agua, gestión de residuos y calidad del aire. Siete categorías en las que, como señaló la alcaldes, la capital “puede exponer ejemplo de buenas prácticas”.

Y como el acto se ha enmarcado dentro de la Semana Europea de la Movilidad, la alcaldesa ha hecho especial hincapié en el transporte público, donde la red madrileña está “considerada como una de las mejores de Europa”, y en la necesidad de pensar en otros modelos de movilidad, como la bicicleta o el coche multiusuario, y en la incorporación de motores limpios o de bajas emisiones al parque automovilístico de la ciudad. Botella anunció que la semana próxima entrarán en servicio 14 nuevos autobuses articulados de gas natural comprimido. “Estos vehículos permiten, de media, una disminución de la emisión contaminante de un 77,7% respecto a un autobús diesel convencional”, explicó. La flota verde del Ayuntamiento supone así más del 35%.

Las medidas para lograr una movilidad más sostenible condicionan la calidad del aire. De ahí que el Plan de Calidad del Aire de la Ciudad de Madrid 2011-2015 dedica 42 de sus 70 medidas a la movilidad, “porque queremos una mejor calidad del aire en Madrid, y tenemos voluntad política para conseguirlo”, dijo la alcaldesa.

Reducción de CO2

La estrategia del Ayuntamiento sobre eficiencia energética y reducción de emisiones de dióxido de carbono (CO2) se enmarca en el “Plan de Uso Sostenible de la Energía y Prevención del Cambio Climático de la Ciudad de Madrid” que se aprobó en 2008.

En 2010, Madrid generó el 12,59% del PIB del conjunto de España con un consumo de energía de sólo el 4% del total nacional. Botella puso de manifiesto que, entre 1990 y 2009, las emisiones de gases de efecto invernadero crecieron en España un 26,84% mientras que en la capital el incremento supuso un 10,96%, bastante inferior a la media nacional.

Estos buenos resultados se han conseguido, dijo, “gracias a buenas prácticas de gestión ambiental”. Un buen ejemplo es el Palacio de Cibeles, donde entre 2010 y 2011 se ha reducido un 7,38% el consumo mensual de energía eléctrica por empleado; un 27,46% las emisiones de dióxido de azufre, óxidos de nitrógeno y partículas; y un 11,88% las de dióxido de carbono.  “Sabemos –añadió– que convertir en sostenible la edificación y la gestión del suelo y del territorio va mucho más allá de las buenas prácticas en inmuebles emblemáticos. Más allá también de la innovación y aplicación de técnicas constructivas vanguardistas, o del aumento de las zonas verdes que, en Madrid, han crecido un 25% desde 2003 hasta alcanzar más de 6.400 hectáreas”.

Repensar la ciudad

Para Botella “supone repensar la ciudad” y así se va a enfocar con el nuevo Plan General de Ordenación Urbana, “porque un nuevo escenario económico y urbanístico necesita nuevos instrumentos y nuevas soluciones”.

“Queremos para Madrid –añadió– un modelo territorial renovado, que sea sostenible ambiental, social y económicamente. El Plan General de Ordenación Urbana quiere ser el forjado sobre el que se asiente la construcción de un Madrid más sostenible”.

Entre las ideas principales que se plantean en el futuro Plan está el mejor uso del suelo, una edificación más moderna e impulsar la rehabilitación energética de las viviendas construidas, además de proyectar los cambios estructurales que necesita la movilidad para ser más eficaz y más eficiente.

A la cabeza de Europa

 

Madrid está a la cabeza de Europa en el cumplimiento de las directivas sobre tratamiento de aguas residuales urbanas. Entre 2005 y 2011 se construyeron 37 estanques de tormentas y 39 kilómetros de nuevos colectores dentro del Plan para la Mejora de la Calidad de las aguas del río Manzanares, que  supuso una inversión de 871 millones de euros.

Además, la capital cuenta con una red de alcantarillado de más de 4.500 kilómetros y con 8 estaciones depuradoras. También se han ejecutado ya casi 150 kilómetros de los aproximadamente 200 con los que contará la red de agua regenerada más grande de Europa, con una inversión de 100 millones de euros. Esto ha supuesto que, desde 2003, se haya multiplicado por 6,5 nuestra capacidad de ahorro de agua potable, hasta alcanzar los 6 millones de metros cúbicos anuales, equivalentes al consumo de una ciudad de 80.000 habitantes.

Madrid también ocupa una posición destacada en el tratamiento y gestión de residuos. Desde 2007 se ha registrado un descenso del 19% en la tasa de producción de residuos por habitante y día. La inversión realizada en el Parque Tecnológico de Valdemingómez hace que con esos residuos se obtenga el 2,1% del consumo eléctrico de la ciudad.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic