inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 11 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
27/04/2010 - Ngs Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Muere un búho tras quedar caer en una laguna de aceite
Las aves caen en pozos de una antigua mina del parque del Sureste

Un búho real ha muerto contaminado después de caer en una laguna de aceite situada en el parque del Sureste, que acumula unos 40 cadáveres de aves por esta situación, denunció hoy el Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat (Grefa).

Hace aproximadamente dos años Grefa denunció la situación de una antigua mina abandonada donde se produjo un vertido de aceites de origen industriales hace más de 20 años. La laguna está situada cerca del parque y en una zona industrial y residencial de Arganda del Rey.

Tras esta denuncia, el Gobierno regional compró la finca para llevar a cabo su restauración. Ese mismo año empezaron con las actividades: colocaron unas pequeñas redes por encima para evitar que las aves se posaran, "pero de poco servían y acabaron hundiéndose en el aceite y por tanto fueron retiradas", señaló el grupo de protección animal.

Hace unas semana, la Policía Local de Arganda del Rey encontró un búho real (Bubo bubo) impregnado completamente de aceite. Aunque llegó vivo al Hospital de Grefa, el animal falleció. "Por todo esto volvimos a visitar la charca de aceite para ver si se habían reanudado las obras de restauración, y cómo transcurría todo, pero descubrimos que no había ningún tipo de maquinaria, ni personal, ni señas de restauración y que la 'laguna' continuaba prácticamente igual que años atrás. Incluso desde lejos el olor era asfixiante", señalaron los proteccionistas.

Miembros de Grefa denunciaron que en la zona se hallaban al menos 39 cadáveres de aves ahogadas en aceite, más lo que se encuentran sumergidas dentro de la balsa de aceite de la laguna. Entre ellas hay garzas, ánades y alguna limícola.

La zona se encuentra rodeada de numerosas lagunas endorreicas, generando un sistema de ecosistemas acuáticos de gran valor, especialmente por la zona en la que se ubican. "Dichos ecosistemas, se caracterizan por una gran variedad de aves, por lo que la zona se ha convertido en una trampa para las especies que sobrevuelan esta zona y que, al posarse a descansar, quedan atrapadas por una película de hidrocarburos, ya que como se puede observar en la primera imagen, es muy fácil de confundir con agua", señaló Grefa.

Estos aceites tóxicos producen graves daños sobre mucosas y epitelios, acabando con la vida de los animales en pocas horas. También existe el grave riesgo de que no haya habido ningún tipo de impermeabilización y que se esté filtrando a los acuíferos subterráneos adyacentes, con la consiguiente contaminación de éstos.

Por todo ello, el Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat pidió una solución para la zona, ya que "sigue el peligro para la fauna", tanto por los "cientos de animales" que mueren por este causa. También denunciaron el riegos que la laguna tiene para las personas que a diario transitan por los alrededores, "donde incluso murió un hombre ahogado".

Por su parte, fuentes de la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, conscientes del problema, afirman que existe un proyecto para recuperar esta laguna, que se encuentra actualmente en estudio.

De hecho, destacaron que la Comunidad de Madrid compró el parcela donde se ubica y ha puesto en marcha los mecanismos oportunos para solucionar esta situación. Así, el departamento que dirige Ana Isabel Mariño recordó otras recuperaciones parecidas de lagunas contaminadas llevada a cabo, como la cercana laguna de Las Juntas, que ya cuenta con un ecosistema recuperado.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic