inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Viernes, 15 de diciembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
15/03/2016 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
El plan presupuestario 2017-2019 enfocado a la inversión y las políticas sociales
La Junta de Gobierno aprueba el Plan Presupuestario a Medio Plazo

El Plan Presupuestario a Medio Plazo, que permite conocer el marco en el que se elaborarán los presupuestos de los tres próximos años, fue aprobado ayer en Junta de Gobierno Extraordinaria. Para llevar a cabo estas actuaciones no es necesario plantear nuevas modificaciones tributarias, por lo que se mantiene para los próximos tres años la política fiscal municipal aprobada para 2016 basada en una mayor progresividad y reparto más equitativo de los tributos. Ello permitirá presentar superávits y remanentes de tesorería durante los tres ejercicios siguientes que podrán ser utilizados para financiar inversiones extraordinarias e ir reduciendo progresivamente la deuda acorde a los objetivos de estabilidad presupuestaria y deuda pública.

Se plantean cinco objetivos alcanzables: mantener un sistema fiscal progresivo y justo en el que la carga impositiva se reparta en función de la renta de los contribuyentes, reducir intensamente el pago destinado a los acreedores financieros por intereses de deuda pública, incrementar fuertemente la inversión y el presupuesto destinado a combatir la situación de emergencia social y mejorar el bienestar de la ciudadanía, no volver a recurrir al endeudamiento al mismo tiempo que se reduce la elevada deuda pública, y mantener las propiedades y terrenos públicos con el objetivo de ponerlos al servicio de la mayoría social madrileña.

Se mantiene la progresividad del sistema fiscal

Mientras que el promedio de los ingresos no financieros para los años 2012-2015 alcanzó los 4 610 199 097 euros, se prevé que el relativo a los años 2016-2019 sea de 4 747 582 759 euros, un 2,98 % más. Este aumento se debe fundamentalmente a la mayor recaudación por impuestos directos, por transferencias corrientes y por impuestos indirectos. El incremento previsto de ingresos por esas partidas contrasta con la menor recaudación por tasas y otros ingresos, con el menor desembolso por enajenaciones de inversiones reales, y con menores ingresos patrimoniales. La combinación entre un incremento de recaudación por impuestos progresivos que permiten discriminar por la renta (como el IBI para las grandes superficies comerciales) y una notable caída de cobro por tasas y otros ingresos que no permiten esa discriminación, otorga al sistema fiscal de Madrid una mayor progresividad, lo que lo convierte en un sistema de recaudación más justo para los madrileños y madrileñas que en los años anteriores. Además, el menor desembolso por enajenaciones de inversiones reales proyectado para los años 2016-2019 pone de manifiesto que el Ayuntamiento de Madrid no necesitará vender parte de sus propiedades para tener ingresos suficientes, como ocurría en ejercicios pasados, manteniendo así unos recursos y capacidades que serán puestos a disposición de los ciudadanos y ciudadanas de Madrid.

Incremento de la inversión y gasto no financiero

Mientras que el promedio de los gastos no financieros para los años 2012-2015 alcanzó los 3 478 885 849 euros, se prevé que el relativo a los años 2016-2019 sea de 4 045 217 363 euros, un 16,28 % superior. Este incremento se debe a unos mayores gastos en todas las partidas excepto en la de gastos financieros, donde el promedio para 2016-2019 será de 169 751 726,7 euros menos que el promedio para los años 2012-2015, lo que supone una significativa reducción del 60 %. Éste es un cambio muy importante ya que se deja de destinar dinero público a pagar a acreedores financieros que en su mayoría tienen una elevada capacidad económica al tratarse de grandes entidades financieras y fondos de inversión, y permite que ese dinero se destine a las necesidades de la mayoría social y no sólo a las de una minoría privilegiada. Las partidas de gasto que más aumentarán son: inversiones reales (un 115,1 % más que en los cuatro ejercicios anteriores), gastos en bienes corrientes y servicios (un 15, 7% más), gastos de personal (un 12,1 % más), y transferencias corrientes (un 29,5 % más). Todos los incrementos de gasto están justificados por su necesidad social y económica, ya que se trata de remuneraciones para personal del Ayuntamiento de Madrid y sus organismos, de gastos del funcionamiento de la ciudad, alumbrado, agua, limpieza, manteniendo colegios, cuidado de parques y jardines, ayudas y subvenciones que el Ayuntamiento concede a otras instituciones y personas como ONG, asociaciones, clubs y las aportaciones a sociedades públicas. En los tres años siguientes se gastará más pero mejor.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic