inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 23 de octubre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
17/04/2013 - David Ortega Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   6 votos
Urbanismo a la carta en el Ayuntamiento

“Bruselas investiga al Real Madrid por ayudas públicas ilegales”. El titular, es indudable, llama la atención. ¿Cómo es posible? ¿Hay subvenciones, ayudas directas, convenios…? En realidad, es todo más complicado y sibilino, y tiene su origen en la política urbanística del Ayuntamiento de Madrid; por el Palacio de Cibeles pasaron esos acuerdos que ahora la Comisión Europea estudia. Lo que ocurre es que aquel acuerdo entre el Real Madrid y el Ayuntamiento apenas hizo ruido porque, entre otras cosas, no interesaba a casi nadie. El PP, con el voto a favor de IU y la abstención del PSOE, dio forma a una complicada operación de intercambio de terrenos y valoraciones económicas en la que, en opinión de UPyD, el único grupo que votó en contra de esos acuerdos, los madrileños pierden más de 10,5 millones de euros. Sin embargo, la Comisión Europea habla de 200 millones de euros. ¿De dónde surgen esas dos cifras y a qué se debe su disparidad?

El Real Madrid y el Ayuntamiento decidieron el año pasado ‘ponerse al día’ de su larga relación urbanística, en la que arrastraban múltiples incumplimientos. Uno de esos flecos pendientes databa de la macro-operación de la Ciudad Deportiva, al final de La Castellana, que dio lugar a las Cuatro Torres. Allí el Ayuntamiento traspasó al Real Madrid la titularidad de unas parcelas en el barrio de Las Tablas. Sin embargo, el club nunca llegó a recibir esos terrenos por problemas en su titularidad. La solución que ambas entidades convinieron fue incluir esas parcelas en su convenio de regulación de 2012. Como cualquier elemento en una transacción, había que darlas un valor económico. Y ahí estaría el ‘truco’, según la Comisión Europea: esas parcelas que valían 488.000 euros se valoraban entonces en 22,7 millones de euros, una revalorización de más del 4.000 por ciento en  poco más de diez años. Eso es lo que Bruselas entiende como una ayuda pública encubierta.

Cuando en UPyD nos pusimos a estudiar la operación, decidimos poner el foco en otro de sus muchos flecos: el intercambio de parcelas entre el Real Madrid (que daba al Ayuntamiento unos terrenos en Carabanchel) y el Consistorio, que entregaba al club blanco las parcelas adyacentes al Bernabéu. Y ahí vimos con extrañeza un par de puntos del acuerdo: el Ayuntamiento depreciaba el valor de esas parcelas que el Madrid necesitaba junto al Estadio para sus planes comerciales al aplicarlas un coeficiente de 0,6, es decir, multiplicaba su valor por 0,6, con lo que evidentemente valían menos. Y además, se utilizaba el valor medio del metro cuadrado en el barrio de Hispanoamérica, en vez del de la zona concreta del estadio, es decir, la de Concha Espina. Casualmente, se eligió el criterio menos gravoso para el Madrid. La aplicación de ese coeficiente de depreciación y de ese valor medio del metro cuadrado menor suponen que la ciudad de Madrid ha perdido más de diez millones de euros con esta operación.

Seguro que la Comisión Europea no tiene nada en contra de que el Madrid remodele su estadio con un centro comercial incluido. Nosotros tampoco nos oponemos ‘per se’ a la operación, pero tenemos que defender los intereses de los madrileños, y en este caso se han visto conculcados en más de diez millones. El ‘urbanismo a la carta’ es inaceptable, especialmente si supone, como en este caso, menos dinero para las arcas públicas.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic