inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Sábado, 25 de noviembre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
11/03/2008 - Veronica González Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
El PSOE mantiene su mayoría mientras los nacionalismos e IU pierden votos
La verdadera triunfadora de la noche fue la ex socialista Rosa Díez quien obtuvo su escaño en el Congreso gracias al respaldo electoral alcanzado en Madrid por su joven partido, Unión, Progreso y Democracia.

La amplia sonrisa de José Luis Rodríguez Zapatero y la soledad de Mariano Rajoy en el balcón de la calle Génova resumieron, la noche del pasado 9 de marzo, una larga y reñida jornada electoral. El Partido Socialista resultó ganador de las elecciones generales revalidando su mayoría con 169 diputados frente a un Partido Popular que mejoró los resultados de 2004 pero que sólo redujo su distancia respecto a los socialistas en un escaño, situándose en los 153 diputados.

En cuanto a circunscripciones, PSOE y PP se las reparten casi por igual. Zapatero, por ejemplo, consigue el apoyo de todas las provincias de Cataluña, Aragón y País Vasco, así como de la mayoría de las provincias andaluzas. Rajoy, mientras, afianza e incluso amplía su ventaja en tradicionales feudos populares como Madrid, la Comunidad Valenciana, Murcia o Cantabria.

Pero lejos de los dos grandes, la verdadera triunfadora de la noche fue Rosa Díez quien obtuvo su escaño en el Congreso gracias al respaldo electoral alcanzado en Madrid por su joven partido, Unión, Progreso y Democracia. Y co-mo no hay vencedores sin vencidos, los partidos nacionalistas e IU se convirtieron en las decepciones de la jornada. Los primeros, al alcanzar su menor cuota de la de-mocracia con sólo 24 diputados, destacando el descalabro de ERC que pasa de 8 a 3 escaños. Los resultados de IU también dejaron mucho desear ya que desciende de 5 diputados a sólo 2. Un “fracaso” reconocido por Gaspar Llamazares en su primera valoración y que le llevó a anunciar que no se presentará a la reelección como coordinador general de su partido.

Pero... la Comunidad de Madrid sigue siendo popular

El partido de Mariano Rajoy sigue registrando sus mejores resultados en la Comunidad de Madrid. Unos datos que además en es-ta ocasión vinieron avalados por el índice de participación más alto de la jornada, situado en un 80,84%, dos puntos por encima incluso del alcanzado en 2004 tras los trágicos acontecimientos del 11-M.

De esta forma, el Partido Popular revalidó su ventaja logrando el 49,34% de los votos emitidos, lo que se traduce en un total de 18 diputados, uno más que en las pasadas elecciones generales. Por su parte, el Partido Socialista obtuvo el 39,45% y 15 diputados, uno menos que en 2004, mientras que IU se tuvo que conformar con un sólo escaño, seguido muy de cerca por Unión, Progreso y Democracia que también logró un diputado en su primera participación en unas elecciones generales.

El análisis más detallado de estos resultados confirma el constante crecimiento popular en la Comunidad de Madrid. No sólo ha afianzado localidades afines como Alcalá de Henares, Majadahonda, Boadilla del Monte o Pozuelo de Alarcón, sino que ha conseguido avanzar en los tradicionales municipios de la izquierda madrileña, reunidos en el denominado ‘cinturón rojo’. Es significativo, por ejemplo, lo ocurrido en Parla, localidad de la que es alcalde el secretario general de los socialistas madrileños, Tomás Gómez, y donde el PP asciendiez puntos, los mismos que pierde el PSOE. De igual forma, en Fuenlabrada, los socialistas también caen más de 9 puntos mientras que el PP sube diez; y en Getafe, tanto el descenso socialista como el ascenso popular se han situado en los cinco puntos.
Resultados en la capital

En cuanto a la capital, los buenos resultados del Partido Popular vuelven a repetirse una vez más, si bien es cierto que el PSOE recupera al-gunos distritos que perdió en las elecciones municipales del pasado año: Villaverde, Usera y San Blas. Una situación en la que la ausencia de Alberto Ruiz-Gallardón en las listas populares pudo tener algo que ver. A estos distritos, se unen Puente y Villa de Vallecas y Vicálvaro, que también volvieron a votar socialista.

Por el contrario, el resto de distritos apoyó al Partido Popular, de forma contundente como en el caso de Salamanca, Chamartín, Chamberí, Fuencarral o Moncloa; o con menor diferencia respecto a los socialistas en zonas como Centro o Barajas. Otra de las sorpresas de la jornada fue que Rosa Díez, al frente de Unión, Progreso y Democracia, desbancase a IU como tercera fuerza política en algunos distritos de la capital, que curiosamente son aquellos en los que  la minoría socialista es más evidente.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic