inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Sábado, 21 de octubre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
25/01/2008 - Jorge Bustos Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
La Torre de Valencia tendrá en su azotea un pináculo de antenas en forma de triple hélice
Ya hay ganador del concurso convocado por el COAM y la empresa dueña de las antenas.

Ya se conoce el aspecto que ofrecerá la cima de la emblemática Torre de Valencia. El pasado 19 de diciembre se falló el proyecto ganador del I Concurso Internacional de Ideas para Actuación en la Azotea de Torre de Valencia.

El fin del ‘mini-Pirulí’
En la azotea de la torre la empresa Teledifusión de Madrid S.A. colocó un bloque de repetidores -lo llamaron ‘mini-Pirulí’- que suscitó polémica porque al parecer carecía de autorización. En marzo del año 2005, la Comunidad de Madrid anunció una sanción de 1,5 millones de euros a la comunidad de propietarios por la instalación de antenas “ilegales” desde las que emitían 14 televisiones locales y cuatro radios de FM. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid estimó que la Torre de Valencia albergaba antenas ilegales y emisoras sin licencia. Los propietarios han recurrido la sanción y está paralizada.

“Desoxirribosa”, el ganador
A instancias del Ayuntamiento, el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (COAM) y la citada empresa responsable de las antenas convocaron el concurso cuyo ganador ha resultado ser el proyecto denominado “Desoxirribosa”. Su autor propone “una intervención sencilla y efectiva que en lugar de tratar de ocultar las diferentes antenas se sirva de ellas para definir el carácter de la actuación”. Así, plantean una estructura vertical en forma de espiral, “una triple hélice concéntrica” en la que cada tramo está compuesto por “antenas operativas y elementos reflectores parabólicos de tamaño homogéneo”. La construcción ofrece en conjunto una imagen de esbeltez que proporciona al edificio un remate en punta, a modo de pequeña réplica del célebre Pirulí, que tiene justo enfrente. De este modo, el sky-line de un distrito residencial como Retiro, que tiene en la Torre de Valencia casi su único rascacielos, adquirirá un perfil distinto y más moderno, en contraste con la apariencia desordenada y anticuada que ofrece la excesiva concentración de antenas actual.

Los vecinos ignoran los detalles
Con 30 años cumplidos, este edificio de arquitectura relevante -actualmente en estudio para su catalogación como elemento protegido- y gran impacto visual necesitaba una actuación ‘a su altura’. A pesar de que esta reforma es una iniciativa conjunta de Teledifusión de Madrid y del Consistorio, los vecinos de los números 4 y 6 de la calle O´Donnell -ubicación exacta del edificio- no conocían en detalle el proyecto. Sabían de la intención municipal de cambiar la imagen del tejado de la torre; ahora podrán enterarse de cómo quedará finalmente su azotea.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic