inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Martes, 17 de octubre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
10/10/2007 - Verónica González Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   5 votos
Los alumnos del General Mola comienzan las clases en Moratalaz
El concejal del distrito, Íñigo Henríquez de Luna, visitó a los niños el pasado 28 de septiembre para conocer cómo está viviendo la comunidad escolar este traslado.

Del General Mola al Colegio Antonio Gil-Alberdi en Moratalaz. Este es el trayecto que repiten a diario los alumnos del centro escolar de la calle Píncipe de Vergara mientras duran las obras de reforma y acondicionamiento de sus instalaciones. Tra-bajos que se desarrollarán a lo largo de todo el curso escolar 2007-2008.

Los 300 niños son recogidos cada mañana por los autobuses, habilitados por la Comunidad de Ma-drid, en la Plaza del Marqués de Salamanca. Desde allí son trasladados a Moratalaz, donde reciben sus clases para, una vez terminada la jornada, regresar a las puertas de su antiguo colegio.

El centro Antonio Gil-Alberdi es lo que se conoce como “colegio colchón”, es decir, un centro normalmente cerrado que sólo acoge a alumnos de otras zonas y que no pueden recibir las clases en sus colegios habituales. El pasado 28 de septiembre, el concejal del distrito, Íñigo Herníquez de Luna, acompañado por su homónimo en Moratalaz, Fernando Martínez Vidal, visitó a los alumnos de Salamanca en su destino temporal y conversó con los profesores para conocer cómo está viviendo la comunidad escolar el traslado.

Ampliación de las instalaciones
El proyecto de reforma del Colegio Público General Mola, con un presupuesto de más de dos millones de euros, va encaminado a aumentar el número de alumnos de 300 a 450, pasando de ser Línea 1 a Línea 2.
Se incrementarán el número de aulas, que pasarán a ser 25, se construirá una sala de reuniones con aforo suficiente para acoger al alumnado, una cocina más amplia para ofrecer servicio de comedor y una sala de música. Además de todo lo anterior, el colegio ampliará en proporción al aumento de alumnos la capacidad del gimnasio, los vestuarios, el aula de informática, la biblioteca y la administración. También la terraza de la primera planta será habilitada para hacerla transitable y permitir su uso durante el recreo, y se renovarán las instalaciones eléctricas, de fontanería y de calefacción.

Por último, se mejorará la accesibilidad mediante la eliminación de las barreras arquitectónicas, la contrucción de baños para minusválidos y la instalación de un ascensor. Igualmente se adaptará el centro a la normativa contra incendios.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic