inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 23 de octubre de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
11/11/2013 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   5 votos
Jaime Lissavetzky comprueba el estado de las zonas verdes de Azca.
Lissavetzky denuncia el "olvido" de los vecinos de la calle Tiziano y las zonas verdes de Azca
El portavoz socialista en el consistorio madrileño ha visitado el distrito para conocer la opinión de los vecinos y comprobar el estado de algunos barrios.

El portavoz del grupo municipal socialista, Jaime Lissavetzky, ha recorrido hoy distintos puntos del distrito de Tetuán para comprobar, una vez más, los estragos de la parálisis del Gobierno municipal. “Hemos venido a decirle a la alcaldesa que Tetuán existe y que no se le puede dejar abandonado a ver si con el tiempo mejora por sí mismo”, explicó el portavoz, que destacó el estado de zonas como la calle de Tiziano, cuyos vecinos llevan más de dos décadas “de paciencia”, o el olvido de las zonas verdes de Azca. El portavoz subrayó además las “enormes diferencias sociales” que sufre el distrito.

Precisamente en Azca empezó Lissavetzky la visita y allí pidió un plan Integral para la zona, que mejore el uso y haga atractiva a la población algunos lugares de enorme valor de esparcimiento y ocio que permanecen sepultados en “décadas de olvido”. El portavoz visitó el parque situado en los espacios interbloques que conforman el complejo urbanístico de Azca para los que el grupo socialista lleva más de diez años reclamando medidas contra la inseguridad, la contaminación acústica y ambiental y la suciedad.
 
El jardín limitado por los rascacielos del complejo de Azca es un auténtico pulmón en una zona saturada de cemento. “Parece mentira que este espacio tan singular sea desconocido para la mayoría de los ciudadanos”, destacó el concejal del PSOE. El grupo socialista lleva una década clamando por medidas que palíen la falta de limpieza. “Esto está así habitualmente, no hay que achacarlo a la huelga del servicio, que acaba de pasar la barrera de los siete días”, aclaró Lissavetzky.
 
Allí, además de la contaminación atmosférica y los ruidos, se producen de forma habitual peleas, tirones de bolsos y otros actos vandálicos que la han convertido en una zona insegura. “Las propuestas socialistas al Pleno de la Junta Municipal han sido sistemáticamente rechazadas”, añadió el portavoz.
 
El líder socialista ha recorrido distintos puntos de Tetuán junto a los concejales Alberto Mateo, responsable del PSOE en Tetuán, Diego Cruz y Marcos Sanz, para conocer la opinión de los vecinos y comprobar el “olvido” en el que mantiene el gobierno de Ana Botella a un distrito de más de 150.000 habitantes, donde las diferencias sociológicas causan asombro.
 
Décadas de paciencia
 
La comitiva socialista ha visitado la calle Tiziano, donde el Plan de Reforma Interior lleva aparcado 22 años, “dos décadas de paciencia”, ironizó Lissavetzky. Quinientos vecinos han sido desalojados y no han conseguido el realojo por no llegar a un acuerdo con la empresa constructora y la entidad bancaria. Los terrenos donde había que actuar ofrecen hoy, después de todo este tiempo de abandono, un aspecto lamentable, “repletos de maleza y roedores”. Además, la calle permanece cortada, a pesar de que allí sobrevive una guardería infantil.
 
El portavoz también ha visitado la calle Mariano Fernández, donde en enero de 2010 se derrumbó un edificio y todavía no se ha puesto un ladrillo. Los vecinos se resisten a adelantar el dinero para la reconstrucción, puesto que la presidenta de la Junta Municipal asegura que deberán esperar de cuatro a cinco años para recuperar los fondos adelantados. Según estudios de la zona, otros muchos inmuebles no han pasado la inspección de viviendas que acredite su buen estado y temen porque en cualquier momento se produzcan otros derrumbes.
 
Asimismo, los ediles del PSOE han visitado a los trabajadores del Centro de Atención a Drogodependientes (CAD) de Tetuán, una institución de referencia por su labor preventiva en el consumo de drogas y que ha sufrido un recorte del 40% , unos 12 millones de euros, en los últimos seis años.
 
Por último Lissavetzky ha recorrido la Plaza de la Remonta, otro lugar emblemático del distrito donde un templete impide el acceso de ambulancias, algo de enorme importancia puesto que allí hay un Centro de Mayores.

 









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic