inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Miércoles, 14 de noviembre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
31/10/2018 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
AMPAs y colectivos vecinales piden que la demolición del Calderón se produzca en vacaciones
Las asociaciones vecinales y de padres han exigido al Ayuntamiento que cumpla con su compromiso de demoler el estadio Vicente Calderón, solicitando que dicha actuación se realice en periodo no lectivo con el objetivo de reducir la exposición negativa de la población del entorno a las obras y, especialmente, los estudiantes de los centros escolares próximos.

Por el momento, desde el área de Desarrollo Urbano Sostenible, gestionada por el edil José Manuel Calvo, han aclarado que, si bien no hay fecha concreta, el derrumbe se efectuará cuando “sea menos perjudicial” para los residentes y alumnos de los colegios aledaños.

Por su parte, las AMPAs del CEIP Tomás Bretón, IES Gran Capitán, CEIP Joaquín Costa, la Delegación de Arganzuela-Centro de la FAPA Francisco Giner de los Ríos, junto a la Asociación de Vecinos Pasillo Verde-Imperial y la Federación de Asociaciones Vecinales de Madrid FRAVM han emitido un comunicado conjunto apelando a lo acordado con el concejal delegado de Desarrollo Urbano: “Exigimos al Ayuntamiento que tome las medidas necesarias para velar por el bienestar y la salud de la ciudadanía y, en particular, de la población especialmente vulnerable, la infantil y adolescente, que pasa la mayor parte de su jornada escolar en los espacios colindantes al área afectada por el Proyecto de Urbanización. En particular, destacamos la presencia continua de niños y jóvenes en los patios y pistas deportivas, espacios abiertos muy próximos al estadio Vicente Calderón”.

En este sentido, las distintas organizaciones que firman el comunicado abogan por diseñar y poner en marcha un Plan Específico de Salud Ambiental durante la ejecución del Proyecto de Urbanización, involucrando a los profesionales municipales de Madrid Salud para garantizar la salud de la población de la zona.

En otro orden, los diversos colectivos han subrayado la necesidad de establecer un calendario para el desvío de la M-30 hasta la cubrición final y retorno al tramo por donde ahora transita, así como habilitar barreras acústicas para minimizar el impacto sonoro resultante de aproximar el tráfico de vehículos a los centros escolares y viviendas afectadas por el desvío. El desvío está previsto que dure hasta que termine de cubrirse la M-30, fase que no está incluida en el Plan de Urbanización ya que, de momento, no existe un proyecto para su ejecución.

“Este hecho nos preocupa especialmente, ya que supone que el desvío podría alargarse mucho en el tiempo, con los consiguientes perjuicios para los vecinos y la comunidad educativa de la zona. Pedimos, por tanto, que se acote el tiempo efectivo del desvío de la M-30. También que se habiliten los medios necesarios para reducir el impacto sonoro al aproximar el tráfico de vehículos a los centros escolares y viviendas, no solo en el entorno más cercano, sino en todos aquellos afectados por el desvío del tráfico”, indican. Dichas vías serían, las calles Segovia, Toledo, Embajadores, Puente de San Isidro, los Paseos de las Acacias, Sta Mª de la Cabeza, de las Delicias, entre otras, las cuales, sostienen, se convertirán en alternativas de tráfico.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic