inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Lunes, 22 de octubre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
19/01/2009 - José Suárez Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Autobús ateo

Llama poderosamente la atención que haya quien, o quienes, financien una campaña publicitaria con el mensaje “Probablemente Dios no existe. Deja de procuparte y disfruta de la vida” sin caer en la cuenta de que dudar de la existencia de Dios puede servir para muchas cosas pero difícilmente puede servir para disfrutar de la  vida en términos  de verdad. Confundir libertinaje, que es lo que subyace en el bus ateo,  con libertad, no ha sido nunca buen camino para las dichas humanas y sí cauce para las mayores aberraciones y tropelías que han transcurrido por los caminos de la historia y por los caminos de la actualidad. Dejemos que cada uno piense en libertad, sin latiguillos acechantes, y que los autobuses sirvan para trasladar a los viajeros en sus desplazamientos urbanos, que es para lo que deben servir, aunque no siempre sea con la puntualidad y comodidad que fueran deseables.  Y que si se utilizan como soporte publicitario para alivio de sus costes, que sea para mensajes de carácter mercantil y comercial y no para frasecitas de corte tendencioso como la que motiva esta carta, porque esa frase, además de su necedad implícita es, con perdón, una solemne gilipollez muy difícil de aceptar y que a lo sumo puede servir de estupor o ‘choteo’ para  viajeros y viandantes de las ciudades por las que tales “sutilezas” vayan a transitar.
 

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic