¿8-M a la vista? La delegación del Gobierno en Madrid estudia permitir otra peligrosa manifestación

0
¿8-M a la vista? La delegación del Gobierno en Madrid estudia permitir otra peligrosa manifestación

La ofensiva política de la izquierda contra el Gobierno de la Comunidad de Madrid sigue en marcha. La delegación del Ejecutivo central en la capital no se ha pronunciado respecto a la autorización de la convocatoria de manifestación para este domingo 27 de septiembre contra la gestión de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso.

Lejos de escuchar la recomendación del propio ministro de Sanidad, Salvador Illa, quien sugirió el martes que se restrinja al máximo la movilidad en toda la autonomía para así evitar los contactos entre personas no convivientes, con el fin de frenar los contagios por coronavirus, todo parece indicar que se permitirá otra concentración de protesta que conlleva un gran riesgo sanitario.

Y es que al igual que sucedió durante el estado de alarma, en la manifestación del 8 de marzo con motivo del Día de la Mujer, en esta ocasión habría aglomeraciones de personas que no podrán cumplir con la distancia de seguridad.

A pesar de que la Delegación aún no ha recibido la solicitud de autorización por parte de los convocantes de la misma, fuentes cercanas han asegurado a La Razón que sería “difícil” frenar la concentración, pues se podría “contravenir el derecho fundamental a la manifestación de las personas”.

La única vía legal que contemplaría el Gobierno para tomar esa decisión, sería la de apegarse a informes sanitarios que desaconsejen de modo muy justificado la desconvocatoria del domingo.

El recule del PSOE

Desde el pasado lunes se ha visto un remarcado recule en las filas del PSOE. En principio, el partido izquierdista apoyaba un manifiesto para protestar el domingo contra las medidas restrictivas adoptadas por Díaz Ayuso.

Al mismo tiempo, la presidenta de la Comunidad recibía en la Puerta del Sol a Pedro Sánchez, en una reunión que culminó con acuerdos entre las partes para trabajar en conjunto frente a la pandemia.

El martes, una parte de los socialistas empezó a desvincularse de la concentración contra el Ejecutivo regional, como gesto para escenificar la unión entre las administraciones. El delegado de Gobierno de la región, José Manuel Franco, lo confirmó en una entrevista concedida a Telemadrid: “Lo responsable, lo que nos piden los ciudadanos, es preservar su salud”.

No obstante, reafirmó que suscribe el manifiesto en rechazo a las restricciones, encasilladas en el marco de una “política frentista”, por lo que a su juicio, las reivindicaciones eran “justas”.

Lo cierto es que, tras haber orquestado una campaña que llamaba a la sublevación en las calles, desde el PSOE se ha evidenciado ahora un apaciguamiento de las formas, para no contradecir el paso dado por Moncloa de cooperar y colaborar con la administración regional.

Si bien las tensiones rebajan con este paso atrás de los socialistas, hay un sector que sigue cargando contra las políticas de Ayuso. Para muestra, las declaraciones ofrecidas el martes por la portavoz del PSOE en ele Congreso de los Diputados: “No comprendo a quienes alentaban manifestaciones en Núñez de Balboa en pleno estado de alarma, y las critican cuando son los trabajadores de Villaverde, Usera y Vallecas”.

De hecho, el portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, confirmó que su partido asistirá a la manifestación en Madrid este domingo, con lo que el partido morado acompañará a Izquierda Unida y Más Madrid en la hoja de ruta que también incluye a varias asociaciones vecinales y sindicatos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here