El refugiado sirio zancadilleado y sus dos hijos ya viven en paz en Getafe

0
a.JPG

El refugiado sirio Osama Abdul Mohsen y dos de sus hijos han llegado esta medianoche a la estación de Atocha de Madrid después de completar un periplo de más de dos semanas desde Turquía y un año en total desde que decidieron abandonar su país natal, huyendo del terror tanto del presidente Bashar al Assad como del Estado Islámico. "Estoy feliz, muy feliz", ha dicho, "esto es como andar por el cielo".

En la frontera entre Serbia y Hungría, Abdul Mohsen y su hijo de siete años sufrieron un incidente que dio la vuelta al mundo. Varias cámaras captaron cómo la periodista húngara Petra Laszlo los zancadilleaba cuando conseguían pasar el control policial antes de proseguir su huida hacia Alemania.

En el país germano, Abdul Mohsen se reencontró con su hijo de 18 años, que había salido de Siria previamente y había llegado a Europa a través de Italia. Ahora, tras completar en tren el viaje desde Munich a Madrid, a los tres se les abre una oportunidad de instalarse en España gracias a la mediación de organismos como la Escuela Oficial de Entrenadores de Fútbol y Fútbol Sala (Cenafe) y del Ayuntamiento de Getafe.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here