inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Martes, 25 de septiembre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
23/08/2018 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Fotografía Javier López (EFE).
El testaferro de González ingresó 3,1 millones en un banco panameño mediante empresas tapadera
La mano derecha de Ignacio González en los negocios del Canal de Isabel II en latinoamérica, Edmundo Rodríguez Sobrino, se valió de empresas pantalla para ingresar hasta 3,1 millones de euros en una entidad bancaria de Panamá.

Según ha podido conocer el digital Ok Diario, el considerado como ‘testaferro’ del expresidente autonómico pivotó sobre varias compañías para percibir las ‘mordidas’ derivadas de la compra de la filial brasileña del Canal de Isabel II, Emissao. 

Así se recoge en el sumario del caso Lezo después de que la entidad bancaria ubicada en Panamá, Bancolombia, remitiese documentación sobre tres cuentas bancarias abiertas por el hombre fuerte de Ignacio González y expresidente de Inassa. Según las investigaciones, Rodríguez Sobrino utilizó la firma Amalfi Trading Cup y la sociedad Rafaello Investment Corp. para abrir dichas cuentas y recibir las comisiones que supuso la adquisión de Emissao por 21,5 millones en el año 2013, 12 meses después, el valor de la compañía apenas superaba los 5,1 millones de euros. 

De acuerdo a los datos cotejados por el citado diario, la primera cuenta en Bancolombia fue abierta en 2014 y recibió unos ingresos de 2,78 millones de euros hasta julio del año pasado, fecha en la que se procedió a su cancelación. En una segunda cuenta, abierta en enero de 2016, se ingresaron 313.000 euros y, meses antes de que estallara la operación ‘Lezo’, se abrió una tercera en la que se ingresaron cerca de 62.000 euros. 

Del montante total que se depositó en dichas cuentas, las autoridades panameñas recuperaron apenas 400.000 euros, capital que fue transferido al juzgado de la Audiencia Nacional, que instruye la causa, por voluntad de Rodríguez Sobrino con el objetivo de demostrar su colaboración con el órgano judicial. Además de los 3,1 millones de euros que el testaferro de González ingresó en Bancolombia, Panamá observó que las mismas sociedades de las que se valió éste para guardar ‘las mordidas’ también depositaron hasta 8,5 millones de euros en el Banco Itaú entre 2010 y 2016. 

 

 









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic