La Puerta del Sol

0
09-3.jpg

La Puerta del Sol es uno de los lugares más conocidos y concurridos de Madrid. Aquí se encuentra el kilómetro cero y el famoso reloj cuyas campanadas, a las 12 de la noche del 31 de diciembre de cada año, marcan la toma de las doce uvas -una tradición que data de 1909- y el comienzo de un nuevo año. TVE comenzó a televisar este festivo acontecimiento en 1962 y, a partir de ese año, no se ha dejado de retransmitir. El origen de la Puerta del Sol está relacionado con la rebelión de los comuneros de 1520. Estos se negaban a financiar las cuantiosas empresas del rey Carlos I, mientras que el pueblo pasaba hambre y necesidades. La situación, que ocasionó gran malestar en la ciudad, dio origen al pillaje y el bandolerismo, dos problemas que las autoridades de la Villa deciden paliar a través de la construcción de un fuerte creado en torno a la muralla cristiana del siglo XII que cerrara el paso a los posibles asaltantes. La puerta principal de este -que fue derribada en la segunda mitad del siglo XVI- daba acceso a la ciudad. Sobre ella se pintó un sol por estar orientada hacia el levante. Entre los siglos XVII y XIX, la Puerta del Sol se convirtió en uno de los mentideros más famosos de la Villa. A ello contribuyó la construcción en 1786 de la Casa de Correos, obra del arquitecto francés Jaime Marquet. La misma fue posteriormente Ministerio de la Gobernación (Interior) y Dirección General de Seguridad del Estado durante la dictadura. En los bajos del edificio, reconvertidos en calabozos, estuvieron detenidos en la época numerosos políticos. Entre ellos, Juan Barranco y José María Ruiz-Gallardón, padre del actual alcalde de Madrid. Hoy, la Casa de Correos alberga la Presidencia de la Comunidad, y debe su importancia al hecho de haber sentado las bases urbanísticas de lo que actualmente conocemos como Puerta del Sol.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here