EL Congreso pide la dimisión Ábalos

Una imagen vale más que mil palabras y la que hoy ha dejado Pedro Sánchez,hasta que su hombre fuerte José Luis Ábalos recibiera las estocadas de la oposición.

Un ataque brutal de la oposición, el PP, ha coronado con gritos de “dimisión, dimisión” para Ábalos después de afirmar el ministro socialista de haber conseguido que Delcy Rodríguez, no entrara en el espacio Shengen.

Edmundo Bal pide la dimisión de Ábalos

A las preguntas Edmundo Bal, Ábalos se jactó de que “conseguí dos cosas: una, que no pisara el territorio Shengen, se pongan como se pongan… y dos, no tener mas problemas en las relaciones con un país en el que queremos que haya elecciones libres, democráticas, vigiladas, observadas…

Ábalos reprochó a Bal la “recreación que usted ha hecho y me ha sorprendido, porque es abogado del Estado. Sobre Delcy Rodríguez no había ninguna orden de detención, ¡ninguna! Y lo que me molesta es que ustedes insinúen que nuestra policía recibe órdenes de un ministro que no tiene ninguna jerarquía”. En un tono chulesco y burlón, Ábalos ridiculizó que el diputado Bal “se haya esforzado en el humor, lo cual está bien, no como los gritos que acabo de escuchar”.

PP el pide la dimisión de Ábalos

Gritos que se producían justo antes en el inicio de la ofensiva parlamentaria sobre su reunión con Delcy Rodríguez que motivaron dos preguntas más desde la bancada del PP.  Valentina Martínez fue la que recordó desde su escaño las “seis versiones” que ha ofrecido en las últimas semanas Ábalos. “Usted es un mentiroso y me preocupa la credibilidad de España”, diputada popular.

Delcy, protagonista

Pablo Casado, el primero en preguntar, deslizó su acusación a Sánchez por “mentir de forma reiterada por los vínculos con los gerifaltes de una dictadura criminal. A ver si se ponen de acuerdo su ministro de Fomento y el de Interior sobre lo que pasó en Barajas, que escandaliza a toda la UE.

Santiago Abascal, preguntó directamente:¿Se reunió el señor Ábalos con Delcy Rodríguez por instrucciones expresas del presidente del Gobierno. No hubo respuesta. Pedro Sánchez se limitó a defender que “Ábalos hizo su deber, que fue evitar una crisis diplomática con su intervención”. Abascal lo voy a intentar: “Esto es muy fácil señor Sánchez: un ministro español acude al aeropuerto e impide que sea detenida…”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here