El sábado de San Isidro se salda con un apuñalado, decenas de armas incautadas y 81 personas atendidas por el Samur

0
D6WHKXVX4AED8Tx.jpg

Un joven de 19 años, de origen dominicano, resultó herido de gravedad la madrugada del domingo, 12 de mayo, al recibir dos puñaladas en una reyerta registrada en la Pradera de San Isidro. El individuo presentaba dos puñaladas, debiendo ser evacuado por los servicios de emergencias al Hospital Clínico de la capital. Del suceso se hizo cargo la Policía Nacional, cuyos efectivos colaboraron con el operativo del cuerpo de seguridad local en el mayor despliegue de la historia de las fiestas de la capital. 

Los incidentes registrados en las inmediaciones de la pradera habían sido mínimos, acudiendo al espacio cerca de 350.000 personas a lo largo de la jornada del sábado. Un total de 200 agentes de la Policía Municipal velaron por la seguridad de los presentes, cubriendo las 35 hectáreas del parque toda la madrugada. Durante las labores de vigilancia, los funcionarios se incautaron de decenas de armas -entre ellas machetes y pistolas de aire comprimido- y arrestaron a tres menores por portar navajas. Sin embargo, el balance de su actividad no concluye ahí. 

Según datos cotejados por el diario El Mundo, los agentes del cuerpo local detuvieron también a cinco personas por el robo de terminales móviles y levantaron 54 actas por tenencia de estupefacientes. Asimismo, se efectuaron cerca de un millar de cacheos y registros. “Este año hay más agentes y también se ha decidido iluminar más varias zonas y eso ha contribuido a crear mayor seguridad en algunos enclaves”, explicaba al citado medio el intendente de Carabanchel, Gregorio Cappa. En el transcurso de la jornada, las autoridades también denunciaron a 26 conductores y multaron a 36 individuos por infringir las ordenanzas municipales.

Por su aprte, los efectivos del Samur Protección Civil atendieron a un total de 81 personas desde las 19:00 horas del sábado hasta la madrugada del domingo. La mayoría de las incidencias se debían a intoxiacaciones etílicas, la mayoría de menores de edad. El resto de asistencias tenían que ver con luxaciones o suturas; de las decenas de civiles que los servicios de emergencias atendieron, sólo ocho requirieron ser trasladadas al centro hospitalario. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here