El frontón Beti Jai y los jardines de las Vistillas abandonan la ‘Lista Roja’ de Hispania Nostra

0
Beti-Jai_reforma.jpg

Es el caso del célebre frontón Beti Jai, cuyas obras de remodelación marchan a buen ritmo, y los jardines de las Vistillas, ambos en la capital. En el caso del espacio verde, el Tribunal Supremo ha paralizado las obras de cinco edificios y equipamientos municipales que amenazaban con su destrucción.

Por último, en el caso del hospital de San Carlos, en Aranjuez, ha sido concedida la licencia de obras para su rehabilitación por parte del Ayuntamiento a la Universidad Rey Juan Carlos. Taller de Construcción TMR es la empresa que realizará las obras por un importe de siete millones de euros, informa la asociación a través de un comunicado.

El Beti Jai es el único ejemplar de edificio deportivo del siglo XIX y de la arquitectura del hierro en Madrid. Tiene el doble interés de su repertorio neomudéjar y de su estructura férrea para la galería de espectadores que podían alcanzar los 4.000.

La parte principal del monumento está formada por una cancha al aire libre, de 67 m de largo, 20 m de ancho y 11 m de alto, con gradas que rodean la pista por sus lados oriental y meridional, dibujando una planta semi-elíptica.

El graderío se organiza en cuatro plantas, cerradas al interior mediante balcones con barandillas y comunicadas entre sí a través de escaleras de madera. Se sostiene por medio de un entramado de columnas y vigas de hierro forjado, algunas de ellas curvadas para dar inclinación a las gradas. La cubierta es de madera mientras que en los techos se conservan restos de frescos.

Los Jardines de las Vistillas se encuentran en las proximidades del Viaducto (Calle de Bailén). Aquí se situó el Palacio del duque de Osuna, que compitió en lujo con el mismo Palacio Real. El solar ocupado por este palacio fue adquirido por el Obispado de Madrid-Alcalá para construir el Seminario Conciliar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here