Humedades, derrumbamientos, cableado en el suelo: el día a día de la Colonia Iturbe

0
Dz16IniXgAE8KKr.jpg

“Su paisaje recuerda a una ciudad de algún país en desarrollo en lugar de un madrid del siglo XXI”, señalan desde el partido de la oposición, cuyos representantes han sido guiados por los propios residentes del barrio. Éstos, a su vez, han trasladado los problemas de comunicaciones, alarmas y luz que derivan de la mala distribución del cableado, rodeando árboles, fachadas e, incluso, el suelo, con el consiguiente riesgo para la seguridad que ello genera para los viandantes.

Los vecinos han advertido de esta situación en innumerables ocasiones; sin embargo, a pesar de que la normativa les ampara, “el Gobierno de Carmena les abandona”, critican desde Cs. De acuerdo al artículo 17 del Área de Planeamiento Específico, referido a las condiciones estéticas de la colonia, y en concreto en el artículo 3 sobre materiales de fachada, se establece la prohibición de los tendidos aéreos de instalaciones urbanas y su preceptiva eliminación por parte de las compañías suministradoras. Dicha normativa tiene el alcance de aplicación directa. “Aun así, todo sigue igual, la peligrosidad, la obstaculización de la vía pública, el impacto ambiental creado por esta madeja de cables es francamente asombroso”.

Asimismo, la formación naranja también ha sido testigo de los contratiempos generados por las canalizaciones de agua. El sistema antiguo discurre a lo largo de los patios traseros de las casas, representando un sistema ineficiente en el que el sistema de circulación de aguas se atranca. “También se producen filtraciones, humedades, incluso derrumbamientos, ocasionando problemas estructurales a las casas. Se han dado casos en los que algunas de las raíces de los árboles han ido atacando a este sistema de saneamiento, agravando el asunto”, detalla Ciudadanos.

Lo tropiezos, junto con los resbalones en la época de caída de hojas, según los vecinos, son el pan de cada día, dándose el caso de que algunos residentes han tomado medidas individuales, “pero ante la pasividad del Ayuntamiento de Madrid” se han decantado a tomar medidas propias sellando con cemento las juntas de las baldosas delante de su fachada. A juicio de la vocal de Cs en Salamanca, “las cargas impositivas de los vecinos no se corresponden con los servicios ofrecidos y no se entiende por qué se le excluyó en el proyecto de la Guindalera Vieja”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here