Nueva Unidad multidisciplinar de alta resolución en cáncer de tiroides

0
Tiroides

El objetivo de la Unidad es que entre el diagnóstico y el establecimiento del tratamiento adecuado -incluida la intervención quirúrgica-, no transcurran más allá de dos semanas.

El cáncer de tiroides es la neoplasia más frecuente del sistema endocrino que, aunque en la mayoría de los casos cuenta con un excelente pronóstico, ha experimentado un aumento de su incidencia en los últimos años.

Existe una aceptación general de que esta patología debe ser tratada y seguida por equipos multidisciplinares en el seno de unidades especializadas que sigan las recomendaciones basadas en la evidencia científica. En la imagen, de izquierda a derecha, las Dras. María Cortés yAlicia Vicuña y los Dres. Joaquín Gómez y Juan Carlos Meneu

En esta línea, la nueva Unidad de alta resolución en cáncer de tiroides del complejo hospitalario Ruber Juan Bravo está compuesta por profesionales especializados en esta patología-tresespecialistas en endocrinología y dos cirujanos endocrinos, con apoyo de especialistas en diagnóstico por la imagen, anatomía patológica y medicina nuclear- y nace con el objetivo principalde ofrecer al paciente diagnosticado de cáncer de tiroides un tratamiento personalizadoque hará que su patología disponga de los mejores medios y tratamientos a su alcance en un corto espacio de tiempo desde el diagnóstico.

Desde el momento del diagnóstico el paciente será atendido por el especialista en endocrinología, quien le orientará en los pasos a seguir y resolverá todas aquellas cuestiones que se le pueden plantear. En las siguientes 24 horas será visto en consulta por el cirujano especialista en cáncer de tiroides, quien le informará de las opciones quirúrgicas y de lo que va a acontecer el día de la cirugía, que tendrá lugar dentro de los 7 días siguientes al diagnóstico y contará con todos los medios necesarios para ofrecer al paciente una atención personalizada, de calidad y segura. Tras el alta hospitalaria, el paciente será visto a la semana de la cirugía tanto por el cirujano como por el endocrinólogo, que valorarán la evolución y el resultado anatomopatológico definitivo con el fin de planificar el seguimiento y la necesidad o no de tratamientos complementarios -hipopararatiroidismo, parálisis recurrencial, tratamiento sustitutivo vs supresor con hormona tiroidea o terapia con yodo radioactivo (I-131).

Become a Patron!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here