inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Jueves, 22 de agosto de 2019
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
03/04/2019 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos

Almeida: "Cs es una veleta. En el PP somos los únicos que garantizamos políticas de centro-derecha"

El Distrito entrevista al candidato a la Alcaldía del Ayuntamiento de Madrid por el PP, José Luis Martínez-Almeida

El tono dialéctico en esta campaña es más beligerante que en otras situaciones. ¿Esta situación es sana para la democracia -a la hora de enfocar la polarización del tono-?

No es sano para la democracia que el Gobierno de la nación utilice las ruedas de prensa de consejos de ministros no para explicar los acuerdos del consejo sino para atacar duramente a la oposición. Creo que el Gobierno de Pedro Sánchez ha confundido claramente lo que es el aspecto institucional con el partidista; por tanto, está utilizando de manera abusiva, a mi juicio, de las condiciones que tienen de Gobierno para atacar a la oposición.

Creo que el tono de confrontación no le beneficia a nadie. Creo que hay que hacer un tono de propuestas y alternativas y soluciones, que es lo que nos reclaman los españoles. Aquí nos reclaman los madrileños y yo lo que digo es que PP, y Pablo Casado especialmente, nadie duda, que todos los días está haciendo propuestas distintas, diferentes, fundamentadas con el ánimo de ofrecer a los españoles un proyecto claro. Ese debería ser el debate en generales, municipales y autonómicas. El término 'trifálico' de la ministra de Justicia es muy desafortunado y no responde a lo que los españoles piden en este momento.

 

En esas propuestas ha reivindicado el centro-derecho en la capital ¿En qué se traducen esas propuestas en el Ayuntamiento de la capital, de cara al vecino madrileño?

En poner al ciudadanos en el centro de nuestras políticas. Nosotros consideramos que en el Ayuntamiento de Madrid estamos para dar respuesta a los problemas más cercanos que tienen los madrileños en su día a día; en aquellos problemas que se encuentran nada más salir de su casa o trabajo, como son: la limpieza, el estado de conservación de la ciudad, la garantía de una movilidad sostenible a lo largo de toda la ciudad de Madrid, o una administración eficaz y eficiente para los ciudadanos y que no sean un muro en el que tropiezan. Por tanto, todas las cuestiones que ocupan un amplio proceso de revolución fiscal, de bajada de impuestos, de desregulación y simplificación normativa, de devolver espacios de libertad a los ciudadanos por parte de la administración.

El centro-derecha liberal siempre pone en el centro de su actuación y a la persona y a partir de ahí se trata que los ciudadanos tomen sus propias decisiones, porque son ellos el motor auténtico de la sociedad madrileña. Queremos una administración cercana, con pocas normas, claras sencillas y entendibles, con una presión fiscal baja, a imagen y semejanza de lo que ha ocurrido en la Comunidad de Madrid y desde un punto de vista de un Madrid social en el que no se puede dejar a nadie detrás. Los recursos del Ayuntamiento deben ir a colectivos en situación de especial vulnerabilidad, de mayores, de personas con discapacidad, de familias y a política social. La política social no puede ser de pancarta, sino que debe de estar ahí, con las personas que lo necesitan.

 

¿Cómo conseguir el voto de ese espectro ideológico sin que se vaya a los otros partidos?

Somos los únicos que garantizamos políticas de centro-derecha liberal en la ciudad de Madrid. Somos los únicos que ofrecemos certezas a los madrileños. Ciudadanos se tiene que hacer mayor de edad -tiene que madurar políticamente-. No puede ser que Aguado diga en la Comunidad que no va a pactar con PSOE en la Comunidad y que Begoña Villacís diga que sí que va a pactar con el PSOE; cómo es posible que en un partido con Ciudadanos, sus principales cabezas de cartel en la Comunidad y en el Ayuntamiento discrepen en una cuestión tan esencial como pactar o no pactar con el PSOE. Está claro que el PSOE no hace políticas de centro-derecha liberal, ni siquiera de centro-liberal, dejando fuera a la derecha. No se puede entender que Ciudadanos no tenga la capacidad de decirle a sus electores que no va a pactar con PSOE en la Comunidad, pero que sí puede pactar con el PSOE en el Ayuntamiento.

Ciudadanos es una incógnita, una veleta, que apela a tratar de ocupar el poder en las instituciones para lo cual no ofrece la seguridad a sus votantes de su política de pactos; si tú no ofreces certeza en tu política es porque no tienes claro cuál es tu programa en Madrid.

En relación a Vox, está claro que se han segmentado en un determinado espacio electoral, muy respetable como es el de la derecha, pero: primero, no sabemos cuál es el programa para la ciudad de Madrid ni su candidato; en segundo lugar, no tienen una vertiente desde el punto de vista liberal ni de lo que es el centro y la moderación en el ejercicio de la política.

Tenemos que sumar que somos los únicos capaces de poner de acuerdo a Ciudadanos y a Vox para que haya una verdadera alternancia en la ciudad de Madrid; y no sólo con la ventaja de desalojar a Manuela Carmena, sino con la virtualidad de poder aplicar políticas que de verdad pongan al ciudadano en el centro de nuestra actuación política, que es lo que creo que esperan todos los electores dentro de ese segmento del centro-derecha. El PP ofrece certezas, políticas que ya han sido testadas en la ciudad de Madrid y en la Comunidad y que han tenido respaldos mayoritarios por parte de los ciudadanos. Nosotros queremos ahondar en esas políticas y tenemos la garantía de que somos los únicos capaces de poner de acuerdo a Cs y a Vox para que se apliquen esas políticas con la ventaja de que no sigan gobernando la izquierda radical.

 

¿Se sentiría cómodo con un 'pacto a la andaluza'? Términos como el que acuña Vox como la 'derechita cobarde' al referirse al PP ¿Complican la buena sintonía?

Me sentiría cómodo siendo la fuerza mayoritaria en el Ayuntamiento de Madrid, que vamos a serlo, y pudiendo aplicar el programa del PP. Esto no quiere decir que no estemos abiertos a determinados acuerdos con Cs y Vox, porque lógicamente, en un pacto se tendrán que integrar políticas de estos partidos, pero predominarán las propias del PP. Nosotros estaremos cómodos y nos encontraremos en ese espacio, tanto con Cs como con Vox.

Respecto a las apelaciones a la 'derechita cobarde' por parte de Vox, lo único que puedo decir es que hay que respetar. Creo que Santiago Abascal debería respetar a sus antiguos compañeros; hasta hace cuatro años, Abascal era del PP, jamás le oí una palabra en contra de las Comunidades Autónomas ni los comentarios que hace ahora respecto al PP. Lo que supongo es que si los puede decir ahora en Vox también, con la misma gallardía, debería haberlos dicho cuando estaba en el PP. En aquel momento no creo haber oído ni escuchado a Santi Abascal al respecto.

 

Entrando en propuestas ¿Qué cambiaría con la entrada de José Luis Martínez-Almeida en Cibeles?

El balance de Carmena no es bueno, sencillamente, no ya por la ideología de Manuela Carmena y sus concejales, sino porque han sido incapaces de resolver los problemas de los madrileños. Han estado más tiempo en sus disputas internas que en solucionar los problemas de los madrileños. Han sido incapaces de ejecutar sus presupuestos, de mantener una ciudad limpia -en buen estado de conservación-, una ciudad que incrementase los espacios verdes; en definitiva, una ciudad cercana a los problemas de todos los madrileños. Han sido notoriamente incapaces de hacer eso. Puede que por su ideología, pero creo que fundamentalmente porque no tienen un proyecto, una visión de Madrid, porque no conocían los problemas de los madrileños, y porque no han sido capaces de armar estructuras ni equipos suficientes para poder resolver esos problemas.

Madrid no puede ser conocido fuera por los trajes de los Reyes Magos, por los titiriteros o porque los niños recogen colillas. La alcaldesa puede tener esas ocurrencias, que no digo que sean malintencionadas, pero Madrid no puede vivir con que la alcaldesa tenga cada día una idea distinta y que les haga a los madrileños una ocurrencia diferente. Los madrileños merecen un alcalde con una visión de la ciudad, con una política concreta, y que sea capaz de llevar a cabo ese proyecto. Nosotros sabemos que estamos en la administración más cercana para dar soluciones concretas a los problemas concretos a los ciudadanos.

Lo primero que va a pasar cuando sea alcalde a partir del 26 de mayo, con motivo de la celebración de elecciones, es que pasaremos de un concepto que es 'Madrid Central' a que 'Todo Madrid es central'. Todo Centro es importante y haremos los esfuerzos para que siga teniendo esa caracterización; pero también son importantes el resto de distritos de la capital. Todos los madrileños deben tener las mismas oportunidades por parte del equipo de Gobierno.

No se puede gobernar aislado en Cibeles. Se tiene que gobernar en permanente contacto con los madrileños, aclarando de forma continua con los 21 distritos. La primera de las cuestiones que va a cambiar es que todo Madrid será central para el Gobierno del PP.

La segunda de las cuestiones es que tenemos una capacidad de gestionar acreditada en el PP, con los mejores equipos. Sabemos hacer bien las cosas, que las hicimos bien durante 24 años de gobiernos del PP, que obtuvieron siempre el refrendo mayoritario de los madrileños. Les gustaban nuestras políticas. Esas políticas, actualizadas al momento que vivimos, son las que vamos a aplicar en la ciudad de Madrid: políticas cercanas, de contacto, que gestionan el Ayuntamiento de Madrid y que solucionan los problemas concretos.

Se trata de una visión integral de la ciudad: todo Madrid será central abordándose los problemas en conjunto de la ciudad; y en segundo, capacidad de gestión y capacidad de solucionar los problemas. Tenemos ideas y equipo para poder hacerlo.

 

Con Madrid Central no se refiere a movilidad

Vamos a revertir Madrid Central, no porque sea la medida estrella sobre la que ha girado todo el debate del Gobierno de Manuela Carmena, sino porque es un fracaso: no aborda los problemas en el conjunto de la ciudad, sólo en el Centro; no aborda los problemas del perímetro de la M-30 ni fuera, donde hay más distritos y madrileños que los que viven dentro, y que todos los días entran dentro del perímetro. Tienen que entrar, a parte de todos los que vienen de la corona metropolitana.

Aquí hay dos modelos: la prohibición restrictiva o un enfoque integral de alternativas a los madrileños para que puedan dejar el vehículo privado, sin perjuicio de que se adopten determinadas medidas restrictivas del tráfico, para luchar contra todos los focos de contaminación, no únicamente del vehículo privado -que por supuesto-.

Dos modelos: la restricción o confiar en los madrileños y darles alternativas  e incentivos para aquellos mismos que son conscientes del problema de contaminación que hay en la ciudad de Madrid. Ellos no se quieren ahogar en el aire de la ciudad de Madrid, quieren una buena ciudad. Por tanto, confiemos también en ellos, no sólo a través de la prohibición y restricción, sino a través de las alternativas y acudiendo al problema en origen: los vehículos que todos los días entran en la ciudad de Madrid.

 

¿Cómo se atajaría concretamente ese problema del tráfico que genera contaminación?¿Qué restricciones mantendría -ha comentado que se solapan restricciones y alternativas-?

Volveríamos al modelo anterior que teníamos, en el que había restricciones al tráfico en las tres APRs que existían en el distrito Centro, y donde nosotros ya asumimos la peatonalización de gran parte del centro de Madrid. Nosotros estamos dispuestos a estudiar otras peatonalizaciones que se puedan solicitar por vecinos y comerciantes en Centro, porque entiendan que le son favorables para el comercio. Nosotros decimos de actuar en origen'.

Hay que mejorar el transporte público. Hay un ejemplo palmario y es la carretera por la que menos vehículos entran a Madrid: la A-6, porque hay un BusVAO que garantiza el transporte público, eficaz y eficientemente en términos económicos y de tiempo.- En el soterramiento de la A-5 ya planificamos con Isabel Díaz Ayuso un BusVAO. Hagamos aparcamientos disuasorios, que son 20.000 vehículos menos que entran diariamente a la ciudad de Madrid. Hay alternativas eficaces para mejorar el ámbito del transporte público.

Vayamos también la renovación de la flota de transportistas, de la EMT. Quedan 600 autobuses altamente contaminantes de la EMT. Cómo le pide Carmena esfuerzos a los madrileños cuando ella no lo hace; cómo puede tener flota contaminante en gran parte de los vehículos municipales y exige a los demás que no se pueden mover en la ciudad con su vehículo. Es incongruente. 

Hay un foco de contaminación claro, que es el que determina la activación de los protocolos de anticontaminación: las calderas. Hay 300 calderas de carbón y unas 5.000 calderas de gasóleo. Nosotros tenemos prevista una partida de 59 millones de euros, inicialmente, para poder poner a tono la eficiencia energética en la ciudad de Madrid y que todas las calderas puedan ser sustituidas, reduciéndose el impacto de las emisiones de contaminación. Se trata de una visión integral, que no parte únicamente del distrito Centro, sino del conjunto de la ciudad y del conjunto de medidas que hay que adoptar.

 

Sobre el soterramiento de la A-5 se dijo que era inviable económicamente ¿Cómo se afrontaría esta actuación?

De forma clara: el Ayuntamiento de Madrid ha dejado de gastar este año 75 millones de euros sólo en limpieza en la ciudad. Con dos años de 5 millones de euros prácticamente hacemos el soterramiento de la A-5. No digo de gastar más, porque no tiene que gastar más el Ayuntamiento, sino gastar mejor, ejecutando las partidas presupuestarias; así cabe el soterramiento dentro de dichas partidas. Lo que no puede ser es que se esté dando dinero a cooperativas, asociaciones y entidades que son cercanas al equipo de Gobierno y no se dé el dinero para mejorar la calidad de vida de los vecinos del Paseo de Extremadura.

Es perfectamente viable económicamente realizar esta inversión. Al final, sólo en la ejecución presupuestaria prevista en el capítulo 6 de inversiones, no se ha llegado al 40%; con ese 60% restante, tenemos de sobra para poder ejecutar el soterramiento de la A-5.

Le preguntaría  a la izquierda por qué siguen anticuados. En el 2003 había dos alternativas en la M-30, y estaban en los programas electorales: una soterrar Madrid Río, otra semáforos; 16 años después se repite el mismo esquema de actuación, con el éxito que supuso el soterramiento de la M-30 y la creación de MRío. Le diría a Carmena que hable con los vecinos de Usera, Carabanchel y Arganzuela y les pregunte si prefieren semáforos ahora o la M-30 soterrada y, con dicho resultado, se vaya a los vecinos de Paseo de Extremadura y que pregunte: '¿Qué preferís, 80.000m2 de zonas verdes delante vuestro o semáforos?'.

Creo que es sencillo y hay capacidad económica.  No voy a aumentar el nivel de gasto, sino aumentar la capacidad de gasto que tiene, que es distinto.

 

Ya que ha hablado del problema de la limpieza: es uno de las grandes quejas de los vecinos en el municipio. Desde el Ayuntamiento se han parapetado en que este problema venía del PP con sus contratos blindados. ¿Cómo se puede atajar esta situación?

Si el problema eran los contratos, la cuestión es que ellos, al comprar un edificio en el año 2016, innecesario, por 104 millones de euros, por mucho menos hubieran podido resolver esos contratos si eran tan nefastos. Lo que es nefasto es su capacidad para gestionar en materia de limpieza. La suciedad sigue siendo el principal problema de todos los madrileños. Cuando paso por las calles de los 21 distritos, le recomiendo a Carmena que lo haga y que hable con las personas que viven allí. Todas las personas te hacen siempre la reclamación de la suciedad de las calles de Madrid. Es de una notoria incapacidad de gestión.

Nosotros lo que decimos es, primero, que hay que ejecutar el presupuesto. Este Ayuntamiento en 2018 gastó 181 millones en limpieza; el PP gastó 198 millones cinco años antes, en 2014, teniendo en cuenta que estábamos en plena crisis. Han dejado de gasta 75 millones porque presupuestaron 256 millones. La pregunta es ¿por qué habéis ejecutado 181 y lo nos 256? Hubiese mejorado notablemente la limpieza. 75 millones de euros son casi más de tres millones de euros los que cada distrito hubiera recibido. Es una cuestión de gestionar, no de contratos.

 

Hablaba sobre el bloque de viviendas, otro de los grandes problemas. Anunció que destinaría 15.000 viviendas a jóvenes Además de ésta ¿Qué medidas pretenden implementar en la ciudad en materia de Vivienda?

Cumplir los compromisos. Este Gobierno no es capaz de cumplirlos. Este Gobierno prometió 4.500 viviendas y ha entregado 65, y va a construir, aproximadamente, antes de que acabe la legislatura. ¿Va a pedir perdón Manuela Carmena y su equipo por esto? ¿Va a decir Carmena 'Os he fallado'?¿Va a hacer autocrítica al prometer una cosa que no va a cumplir?

Nosotros vamos a desbloquear los desarrollos urbanísticos bloqueados por este equipo de Gobierno. Ahora mismos se podrían estar construyendo 10.000 viviendas públicas si este equipo no hubiese bloqueado los desarrollos como Los Berrocales. Estamos hablando de 10.000 viviendas con algún tipo de protección pública; eso se podría estar construyendo.

En segundo lugar, hago un llamamiento a la colaboración público-privada, a los promotores privados, a cooperativas y les digo que 'Os voy a dar suelo', 'Os voy a poner suelo a vuestra disposición y vais a poder construir viviendas', eso sí, en régimen de alquiler con precio tasado, pero vais a poder construir esas viviendas. La colaboración público-privada es más eficaz que las de instrumentos públicos. Todos los solares están a su disposición.

Lo primero que tiene que hacer Madrid es retener el talento, el de los jóvenes que no pueden vivir en Madrid por no aumentar la oferta en los últimos cuatro años. El Gobierno sabía que sólo había suelo en carga para vivienda para 2019. No ha hecho nada.

 

Hablaba sobre el tema de asociaciones de afines ¿Van a realizar una auditoría sobre estos hechos?

Vamos a hacer una auditoría de todos aquellos contratos, convalidaciones, subvenciones u otros medios en los que se ha dado dinero público a entidades o asociaciones que tengan algún tipo de relación con este equipo de Gobierno. Acabamos de saber que se ha dado un contrato menor -a dedo- a un vocal vecino de Ahora Madrid en Fuencarral; el otro día supimos que hubo una asesora del Ayuntamiento de Madrid que trabajaba en una ONG con conocimiento ignoto de la población en general ha pasado a formar parte de una cooperativa y se ha llevado medio millón de euros; sabemos que la cooperativa que fundó Rafa Mayora -número 3 de Podemos- se ha llevado contratos por millones de euros; sabemos que sociedades que se han generado por personas que trabajan para el equipo de Gobierno también se han llevado dinero de todos los madrileños.

Nosotros entendemos que es necesario hacer una auditoría para aclarar todos esos extremos que se han producido en estos cuatro años. Calculamos en más de 25 millones de euros en este momento el dinero que se ha destinado a lo que Errejón llamó las instituciones populares de la Resistencia, que es 'me lo llevo crudo para cuando salga de las instituciones, poder seguir viviendo'.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic