Detenido un hombre que vendía anabolizantes a domicilio para usuarios de gimnasios madrileños

0
poli.JPG

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un hombre que presuntamente vendía anabolizantes a domicilio para los usuarios de varios gimnasios en Madrid, en el marco de una actuación contra el menudeo de droga en la capital madrileña en la que han sido desmantelados cuatro puntos de venta de estupefacientes. El arrestado se dedicaba a la distribución de esta sustancia dopante junto a otros medicamentos, que conseguía mediante la falsificación de recetas y vendía después a clientes que se lo habían solicitado previamente por teléfono. Otras tres intervenciones policiales en la capital han permitido el arresto de cuatro personas más dedicadas al tráfico de diferentes estupefacientes y la incautación de diferentes cantidades de droga.

Envíos a domicilio

Esta investigación se inició cuando los agentes observaron cómo Miguel Alberto C.H. de 29 años de edad y con residencia en el distrito madrileño de Chamberí, se trasladaba asiduamente hasta el centro de la capital en su bicicleta para realizar entregas de anabolizantes y medicamentos con quienes previamente se había citado en la vía pública. Sus clientes, usuarios de gimnasios de la zona, contactaban con el arrestado por teléfono y hacían un pedido de sustancias dopantes, entre otras, que el detenido entregaba a domicilio. Una vez identificado y tras solicitar el preceptivo mandamiento judicial, los policías hallaron distintos tipos de anabolizantes y fármacos así como numerosas recetas falsificadas para adquirir los mismos, todo en el domicilio del detenido.

Facilitaba su domicilio como fumadero

En otra intervención realizada también en la capital madrileña, los agentes se incautaron de 50 gramos de “shabú”, o mentafetamina cristalizada, junto con un kilogramo y medio de sustancia de corte y 15.000 euros en efectivo. Las investigaciones revelaron que Conrado G.M. de 56 años de edad no sólo vendía esta sustancia, muy común en la comunidad asiática, sino que además utilizaba su domicilio como lugar de consumo a modo de “fumadero”, para que sus clientes pudiesen consumir este potente metanfetamínico, con graves consecuencias para la salud.

Puntos de venta ¨multidroga¨

Por otro lado, esta operación contra el menudeo en la capital madrileña ha permitido el desmantelamiento de dos importantes puntos de venta de droga en las zonas de ocio de Chueca y La Latina. Los detenidos, Marcelo U.R. y Ali Reza T., utilizaban sus viviendas para distribuir diversos tipos se estupefacientes. En el registro de las mismas se intervinieron 100 gramos de cocaína, cinco kilos de marihuana, 500 gramos de hachís, 15 gramos de setas alucinógenas y ¨cristal¨, así como útiles para la venta y elaboración de la droga.

Asimismo, resultó detenido Alberto A.P. de 54 años, quien empleaba como tapadera una tienda de artesanía africana sita en el céntrico barrio de Malasaña, para la distribución de hachís y marihuana. Los agentes detectaron cómo el establecimiento tenía una importante afluencia de clientes que permanecían escaso tiempo en su interior y lo abandonaban sin adquirir nada, en apariencia. Con la correspondiente orden de entrada y registro, los policías comprobaron que la trastienda del local estaba habilitada como vivienda, y escondía 250 gramos de hachís, 300 de marihuana, básculas de precisión, adulterantes y envoltorios para la venta en dosis de la misma.

La operación ha sido desarrollada por agentes de la Comisaría de distrito Centro, adscrita a la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here