Villas Vénetas de la Valpolicella

0
20.jpg

Quien desee conocer y degustar los mejores vinos de Italia y admirar al mismo tiempo las maravillas arqueológicas y naturales de la tierra que los produce, ha de encaminar sus pasos a Valpolicella. Un destino que puede combinarse perfectamente con la visita a Verona.  Hay en la zona de la Valpolicella un centenar de hermosas villas, obras maestras de Palladio, Samicheli, Cristofoli, etc. En algunas de ellas están ubicadas las más famosas bodegas (cantinas) de la península itálica. Este tour puede iniciarse por la majestuosa Villa Giona (San Pietro in Cariano), construida a principios del año 1400. Aunque se realizó en ella alguna modificación agregándole un elegantísimo pórtico, es una auténtica joya arquitectónica de la época. Todo el complejo, con sus frescos internos y su hermosa biblioteca, adquiere mayor relieve aún gracias al romántico parque que lo circunda. La villa ofrece, además, hospedaje. Una oportunidad para saborear los productos caseros de la zona y degustar un irrepetible "Amareto" en un ambiente de absoluta tranquilidad y sugerente encanto. La enoteca de Villa Giona se creó para aunar la "pasión común" que por el vino sienten personas de distintas procedencias geográficas, culturales y lingüísticas.

Dentro de la misma ruta, en Novare, se encuentra también la Villa Mosconi Trezza Bertani. Otra de las más famosas tanto por su solemne suntuosidad y riqueza artística, interna y externa, como por la elaboración de sus mundialmente prestigiados vinos rojos de Recioto y de Amarone, cuyo característico perfume recuerda el de las almendras amargas. Desde hace 50 años, es la familia Bertani quien dirige esta hacienda de reconocimiento internacional. También la hacienda de los hermanos Rechia mantiene viva la tradición familiar vitivinícola con su excelente Recioto en Jago de Negrar. El tour a las villas puede terminarse admirando los vastos jardines de Villa Rizzardi, escoltados por bellas estatuas, escalinatas, piscina redonda y abundantes escenarios arbóreos, que evocan reminiscencias mitológicas y literarias… No hay que olvidar que Emilio Salgari, nacido en 1862, es el más ilustre novelista de la región. Se ubicó en Valpolicella donde a menudo se le rinden homenajes como el que recientemente le dedicó la Comunidad de Negrar, interpretando una de sus más famosas obras (El corsario negro), con la intervención de los actores David Riondino y Paolo Bessegato y la sugerente escenografía de Milo Manara y Giancarlo Beltrane, acompañados por la Banda Musical de Negrar.

Villa Amistà (Byblos Art Hotel)
Una de estas fastuosas villas, la Amistà, ubicada en Corrubbio, a 7 Km. de Verona, ha sido reconvertida en uno de los hoteles más imaginativos que el visitante pueda encontrarse en el mundo. Se trata de un lujoso establecimiento de cinco estrellas, insólito y fascinante, que combina su aspecto histórico externo del siglo XV con el estilo más vanguardista y acogedor en su interior. Ha sido concebido como una exposición permanente de artistas contemporáneos de fama internacional. Desde, por ejemplo,  Valerio Adami, Vanessa Beecroft y Corrado Bonomi, hasta Takashi Murakami, Begoña Montalbán y otros muchos pintores, escultores, fotógrafos, etc. La decoración del Byblos es todo un ejercicio de originalidad que a nadie deja indiferente. Por otro lado,  su restaurante gourmet (abierto al público) es excelente, y sus vinos -más de 300 tipos- insuperables. A la música en vivo de su piano-bar, el spa, la piscina, y un sinfín de detalles, se une un magnífico y relajante parque a su alrededor. Si el viajero prefiere un establecimiento típico y tradicional lo encuentra en “Al Covolo”, en San Ambrogio.

Info: +39 045 8009461.
www.veronatuttintorno.it /www.franciscogavilan.net

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here