inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Jueves, 13 de diciembre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
18/10/2012 - Admin Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Ver además...
El PSOE reclama medidas urgentes para solucionar la situación del Gallinero
Sólo 74 de los 115 niños que viven en el Galliero van a clase
Derriban tres chabolas y hacen “peligrosos hoyos”
Inversión para integrar a 1.644 familias de poblados chabolistas
La limpieza de El Gallinero
Comienzan tres semanas de limpieza intensiva en El Gallinero para eliminar las ratas
El PSOE propone soluciones para "El Gallinero"
Pedro Zerolo: “La historia de El Gallinero es la historia de un fracaso institucional”
Zerolo pide de nuevo a Botella un Plan de Actuación Social para El Gallinero
Pedro Zerolo pregunta al gobierno municipal por el “plan oculto” para el gallinero
Pedro Zerolo exige de nuevo al Ayuntamiento de Madrid que cumpla el compromiso con El Gallinero
Pedro Zerolo: "La oferta de diálogo del gobiero municipal era solo una pose mediática"
"Urgente necesidad" de arreglar los accesos a la Cañada Real y Gallinero
La realidad de El Gallinero en imágenes
Pedro Zerolo exige que no haya ningún derribo en el Gallinero
Derribadas tres chabolas habitadas por rumanos en El Gallinero
La oposición en Madrid pide una moratoria para los derribos en El Gallinero
La oposición pide respuestas sobre 'El Gallinero'
La Oposición alerta de posibles nuevos derribos en 'El Gallinero'
"Socializar el Gallinero" objetivo del Ayuntamiento de Madrid
El Ayuntamiento proporciona una cobertura estable a las necesidades básicas, alojamiento y manutención. Además, ofrece un proceso de intervención social integral, que abarca todas las áreas: social, jurídica, sanitaria, familiar, educativa, laboral y vivienda

Lograr la inclusión social del colectivo rumano gitano de El Gallinero a través de cuatro líneas estratégicas: educación, intervención social, salubridad y limpieza y seguridad. Es el propósito de la intervención que la Ciudad de Madrid realiza en el asentamiento chabolista ubicado en Villa de Vallecas, entre la N-III (kilómetro 12) y el sector de la Cañada, cuyo origen se remonta a principios del año 2000. El coste de esta actuación, presentada hoy en la Junta de Gobierno, asciende a 1,2 millones de euros.

Se trata de facilitar una respuesta social coordinada entre las Administraciones que intervienen en El Gallinero, así como una respuesta individual adaptada a las características de cada grupo familiar y a su compromiso y grado de aceptación de las propuestas que se realicen. Esta acción ofrece un proceso de intervención social integral, que abarca todas las áreas: social, jurídica, sanitaria, familiar, educativa, laboral y vivienda.

El número de chabolas del poblado se cifra en torno a 86, ocupadas por 72 familias y 321 personas, de las que 178 son menores entre 0 y 15 años. La cantidad de familias puede variar por los flujos de movilidad propios de esta población.

Los rasgos comunes de las familias que viven en el asentamiento son, entre otros, población de origen rumano gitana; itinerante; dedicación a ocupaciones marginales; diferentes niveles socio-económicos; cambios continuos en la ocupación de las chabolas; falta de documentación básica, y acostumbradas al asistencialismo.

En función del nivel de exclusión social pueden distinguirse tres grupos de familias: 21 en situación de vulnerabilidad social grave, actualmente en seguimiento social intensivo; otras 43 en situación de vulnerabilidad social, con un seguimiento básico. Estas 64 familias serían destinatarias del Programa de Intervención Social y Educativa, susceptibles de permanecer en España o de retornar voluntariamente a su país de origen. Hay otras 21 familias con recursos económicos, que actualmente no aceptan dicha intervención social y que estarían sujetas a revisión, pudiendo producirse el paso de una tipología a otra, en función de la respuesta a la actuación municipal.

Actuaciones coordinadas

Para coordinar las actuaciones se constituyó en 2010 la Comisión de Coordinación y Seguimiento de El Gallinero, con reuniones periódicas en las que han participado representantes de las instituciones y entidades que trabajan en el asentamiento (Servicios Sociales del Ayuntamiento, Comunidad de Madrid, Cruz Roja, Cáritas y la asociación El Fanal). El objetivo ha sido aunar esfuerzos, marcar objetivos que mejoren la situación del poblado y homogeneizar criterios.

Líneas de la intervención

1.- Educación

La intervención municipal pretende conseguir la incorporación de los menores, principalmente en edad obligatoria, y su asistencia regular a clase. En este momento hay en El Gallinero 139 alumnos escolarizados, que tienen garantizado el servicio de transporte escolar. Tres educadores sociales realizan el seguimiento, el control y las actuaciones con los centros escolares y las familias.

En noviembre empezará a funcionar una iniciativa preventiva de escolarización temprana para sensibilizar a las familias de la importancia de ir a clase.

2.- Intervención social

Los objetivos específicos del trabajo con las familias en el Proyecto de Intervención Sociocomunitaria con Familias Inmigrantes (APOI) se establecen dentro de un proceso de personalizado en función de sus características.

En concreto, el Ayuntamiento proporciona una cobertura estable a las necesidades básicas, es decir, alojamiento y manutención. Y por otro, ofrece un proceso de intervención social integral, que abarca todas las áreas de intervención: social, jurídica, sanitaria, familiar, educativa, laboral y vivienda.

.- Alojamiento y manutención. La actuación con las familias se desarrolla en dos niveles de acogida. En el primero, acceden a los centros de acogida temporal de San Roque y Valdelatas, con asistencia las 24 horas del día. Una vez que la familia ha aceptado el acceso al centro, se le asigna un módulo de vivienda (habitación), doble en el caso de las familias con más de cuatro miembros, una cocina y un baño. Disponen de los alimentos necesarios de acuerdo a las edades y sus necesidades nutricionales específicas. Se valora la necesidad de prestar ayudas complementarias (transporte, medicamentos, material escolar...). El periodo inicial de permanencia es de ocho meses, prorrogable en los casos en que así lo valora el equipo técnico.

Cuando las familias alcanzan los objetivos más básicos y se considera que están preparadas para la vida en comunidad, pasan al segundo nivel de atención. Dejan los centros de acogida y van a los pisos tutelados del proyecto o de alquiler, en los que la atención es menos intensa que en los centros para fomentar su autonomía. Siguen contando con un mediador social de referencia.

.- Las áreas de intervención son la normalización jurídica, la colaboración en el seguimiento de la escolarización, la promoción de hábitos saludables y la participación comunitaria y social.

.- Los recursos institucionales que se coordinan entre sí son los siguientes: Disciplina Urbanística del Ayuntamiento para evitar la construcción de nuevas chabolas; la Brigada Provincial de Extranjería y Documentación; Consulado de Rumania para comprobar datos y obtener documentación; con todas las instituciones implicadas en los retornos voluntarios; y con la Comunidad de Madrid y Cruz Roja como entidad que gestiona el proyecto socio-educativo, para el seguimiento escolar de los menores.

.- Ante las situaciones de emergencia que se puedan producir en el asentamiento (incendios, detención de adultos...) el Ayuntamiento acomete procesos estables de intervención socio-educativa con el Samur Social (en coordinación con el Instituto de Realojamiento e Integración Social, IRIS).

3.- Salubridad y limpieza

Es fundamental mantener el asentamiento y su entorno en condiciones higiénico-sanitarias, e implicar a la población en el mantenimiento y cuidado del entorno. Semanalmente el SELUR realiza una limpieza de las calles. Este año se han hecho dos limpiezas especiales y Madrid Salud desratiza el poblado periódicamente.

4.- Seguridad

Policía Municipal trabaja en la zona para garantizar la seguridad y el respeto a la normativa municipal y la legalidad, además de otros aspectos relativos a la convivencia y salud pública de sus residentes. Sobresalen las actuaciones con los menores, canalizadas a través de los Agentes Tutores.









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic