inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Martes, 16 de octubre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
30/01/2009 - Marina Osuna Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
Los vecinos piden que los perros no anden sueltos por el parque, tal y como exige la normativa.
La fauna del Parque de Valdebernardo amenazada por los perros
Según el Consorcio Urbanístico de Valdebernardo, encargado de la protección del parque, no pueden hacer nada para impedirlo, ya que se trata de una cuestión de “educación ciudadana”. Además, aseguran, que el parque dispone de vigilancia las 24 horas del día.

El Parque Forestal de Valdebernardo está sufriendo continuamente la acción destructiva de los perros. Aunque resulte difícil de creer, según han denunciado varios vecinos, los perros en general y sobre todo los de caza, que merodean por el parque sin correa ni bozal, están destruyendo la fauna con la que inicialmente contaba esta privilegiada zona verde. Así, según ha contado a EL DISTRITO uno de los vecinos de la zona, estos animales se convierten en especies “potencialmente peligrosas para este ecosistema”. 

Fauna destruida
Al parecer, cuando el parque se inauguró, el personal del mismo cifró las especies animales en siete perritos de pradera y otras tantas liebres y patos. Los primeros desaparecieron en tan sólo 10 días por culpa de la acción de los perros sueltos. 

Por su parte, en cuanto al censo de liebres salvajes que se crían entre el vivero, Faunia y este parque, sólo queda la cuarta parte. Igual suerte han corrido los patos. Según el testimonio de los vecinos, “las siete crías de patos todas fueron apresadas y muertas a cargo de un perro que andaba suelto por el parque”.

Sin medidas claras
¿Y qué podemos hacer nosotros?  Eso es lo que se preguntan desde el Consorcio Urbanístico de Valdebernardo, entidad encargada de la gestión, protección y mantenimiento del parque. Según han declarado sus representantes a este medio, “se trata de una cuestión de educación ciudadana”. Además, aseguran que el parque cuenta con vigilancia las 24 horas del día, “pero si un perro ataca a un animal donde no hay personal autorizado, nosotros no podemos hacer nada”. No obstante, los vecinos consideran que la vigilancia es escasa y se deberían llevar a cabo medidas más duras contra los dueños de estos perros. “Me consta que en otros parques donde ha ocurrido una situación similar el SEPRONA no ha dudado en tomar medidas más contundentes”, asegura un asiduo del parque. Los vecinos piden además al Consorcio que reponga las especies cuento antes y coloque carteles informativos para evitar que el ecosistema del parque desaparezca por completo.

© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic