inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Miércoles, 26 de septiembre de 2018
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
02/01/2012 - Admin Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos0,2 puntos   5 votos
Cinco detenidos “in fraganti” tras asaltar una vivienda en el barrio de Villaverde
En el momento del arresto, los individuos portaban cuatro pistolas perfectamente municionadas con cartucho en recámara y sin seguro, listas y preparadas para abrir fuego real

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cinco individuos como presuntos autores de seis robos con violencia e intimidación, detención ilegal, tenencia ilícita de armas y un delito contra la salud pública. Los arrestados conformaban un grupo especializado en asaltar viviendas de la Comunidad de Madrid. Una de las detenidas, disfrazada de cartera, simulaba entregar una carta certificada para conseguir que le abrieran la puerta del domicilio. Tras ello, el resto del grupo accedía a la vivienda y, tras inmovilizar y amordazar a los moradores, cometían el robo. Los cinco individuos fueron detenidos “in fraganti” tras asaltar una vivienda en el barrio de Villaverde. En el momento del arresto portaban cuarto armas de fuego municionadas y preparadas para abrir fuego.  

Falsa cartera
 
La investigación comenzó el pasado mes de septiembre del año 2010. Un individuo denunció el robo con violencia e intimidación cometido en su vivienda de Alcalá de Henares. En su declaración, la víctima manifestó a los agentes que una mujer, perfectamente caracterizada como cartera, llamó al timbre de su domicilio con la excusa de entregar una carta certificada. En el momento que abrió la puerta, un grupo de individuos tapados con pasamontañas y portando varias armas de fuego, accedieron violentamente al interior. Le amordazaron y maniataron con cinta adhesiva y, pasados unos 45 minutos, huyeron del lugar tras apoderarse de dinero en efectivo, joyas de gran valor, relojes, teléfonos móviles y multitud de aparatos electrónicos.
 
Los investigadores analizaron la denuncia y concluyeron que se encontraban ante un grupo perfectamente estructurado, que había perpetrado otros robos en la Comunidad de Madrid, utilizando siempre un “modus operandi” idéntico.
 
Dos hermanos al frente del grupo
 
Los agentes consiguieron identificar a la falsa cartera. Carolina V. P, de 29 años, era la mujer que simulaba entregar correspondencia para que le franquearan la puerta. En todos los hechos esclarecidos vestía el uniforme y portaba el carrito habitual de los carteros. Tras su identificación, los agentes centraron la investigación en torno a su persona y pudieron comprobar que lideraba el grupo criminal junto a su hermano Alberto. 
 
Posteriormente los policías averiguaron que el domicilio particular de los hermanos, y cabecillas del grupo, era utilizado como centro de reuniones de la banda. Una vivienda, situada en el distrito de Carabanchel en la que planificaban los hechos delictivos a realizar, almacenaban los efectos sustraídos provenientes de los robos así como los instrumentos utilizados en los asaltos; armas de fuego y munición, bridas, pasamontañas, guantes, uniformes de empresas de servicios…….
 
Sorprendidos “in fraganti”
 
La actitud de los investigados, sometidos a una estrecha vigilancia, llamó la atención de los agentes. Accedieron a un portal de una vivienda situada en el barrio de Villaverde y minutos después salieron portando varias bolsas de plástico. Cuando se dirigían hacia los vehículos, la mujer se quitó el abrigo y observaron que vestía un uniforme similar al de los carteros.
 
Ante las evidentes sospechas de que hubieran cometido un nuevo robo, los agentes procedieron a su detención. Los arrestados portaban cuatro pistolas perfectamente municionadas con cartucho en recámara y sin seguro, listas para hacer fuego real así como varios relojes, joyas y aparatos electrónicos provenientes del robo que acababan de cometer. 
 
En el registro realizado en la vivienda de los cabecillas del grupo, los policías se incautaron de bridas, rollos de cinta adhesiva, guantes, pasamontañas y numerosas joyas y aparatos electrónicos procedentes, al parecer, de otros hechos delictivos. Igualmente se intervinieron 1.300 gramos de cocaína así como una prensa hidráulica utilizada para compactar la sustancia estupefaciente. 
 
Hasta el momento se les imputan seis robos con violencia e intimidación en domicilios si bien no se descarta que estén implicados en hechos delictivos similares. Ya han sido puestos a disposición de la autoridad judicial.

 









Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic